Qué pasa cuando el banco te quita el carro y cómo afecta tu crédito

¿Qué pasa cuando el banco te quita el carro?
12
min de lectura

Compromiso editorial

Si bien no somos asesores financieros, nos esforzamos por ayudarte a tomar decisiones financieras más inteligentes. Aunque nos adherimos a una estricta integridad editorial, este post puede contener referencias a productos publicitados. Aquí tienes una explicación de cómo ganamos dinero.

Mas información

Lo que debes saber

La reposesión de un vehículo puede suceder tras el incumplimiento del pago del préstamo y tiene un impacto significativo en tu historial de crédito.

Existen estrategias para evitar la reposesión, como la renegociación de términos con tu acreedor o la consolidación de deudas.

Recuperarse de una reposesión de auto es posible: mantener pagos puntuales, reducir deudas y construir un historial crediticio positivo son pasos clave.

Sufrir una reposesión de carro puede ser un golpe muy duro a tus finanzas y a tu crédito. Si usaste un préstamo para comprar un auto, este se convierte en una garantía en caso de que incumplas con los pagos. Pudiendo ocasionar que pierdas tu vehículo.

Aunque hay formas de eliminar el daño de una reposesión de tu historial, no es algo que quieras experimentar. Te contamos qué pasa si el banco te quita el carro, qué puedes hacer ante una reposesión de autos y cómo puedes evitarlo.

Noticias Relacionadas

¿Cómo funciona una reposesión de carro?

Cuando compras un auto con un préstamo, no eres el dueño hasta que terminas de pagarlo. Por eso, el banco o prestamista conserva el título de propiedad. Si dejas de pagar tu carro, este puede retomar posesión de él. Se le llama reposesión de autos.

¿Cuándo puede ocurrir una reposesión de carros? Técnicamente, desde el momento en que te retrasas con un pago del auto, el acreedor puede tomar posesión del vehículo, aunque suele haber un período de notificación previa.

Lo que pasa cuando un carro es reposeído, es que el banco lo subasta para recuperar el dinero del préstamo sin pagar. Por eso es importante calcular el financiamiento de un carro y conocer las condiciones antes de pedir un préstamo de autos.

Tipos de reposesión de autos

Hay dos tipos:

Ambas funcionan similar en el sentido que el banco te quita el auto si dejas de pagar. Pero se diferencian en detalles puntuales.

La reposesión voluntaria sucede cuando le dejas saber al prestamista con tiempo que no puedes pagar tu auto y lo regresarás. Además de darte más tiempo para prepararte, no tendrás que pagar cargos relacionados a la reposesión.

La reposesión involuntaria es lo que pasa cuando el banco te quita el carro. Aunque no necesitan una orden judicial, la Ley Dodd-Frank le prohíbe a las compañías de reposesión ciertas prácticas, tales como:

  • Perturbar la paz
  • Retirar un vehículo desde dentro de una propiedad privada sin permiso
  • Amenazar o usar fuerza física
  • Conservar propiedad personal dentro del vehículo
  • Proseguir con la reposesión de auto si te niegas a colaborar
Es posible recuperar un carro reposeido
Es posible recuperar un carro reposeído

Qué hacer si tu carro es reposeído

Si tu carro ha sido reposeído, hay algunas cosas que puedes hacer para tratar de recuperarlo o al menos minimizar el impacto financiero:

  • No te resistas a la reposesión: Tratar de detener a la compañía que intenta llevarse tu carro puede terminar en mayores daños que tendrás que asumir luego.
  • Toma tus pertenencias: Si estás ahí cuando tu carro es reposeído o sucede en tu ausencia, tienes derecho a recuperar lo que está dentro de él. Colaborar con los trabajadores te ayudará a tomar tus pertenencias con calma.
  • Comunícate con tu acreedor: Si tu carro ha sido reposeído, comunícate de inmediato con el acreedor para averiguar por qué se llevó a cabo la reposesión. Este te dirá qué opciones tienes para recuperar el vehículo.
  • Paga la deuda: Si la reposesión se debió a una falta de pago, intenta pagar la deuda lo antes posible para recuperar el vehículo. Deberás pagar los gastos de reposesión y almacenamiento, así como cualquier otro cargo asociado con la deuda.
  • Busca ayuda legal: Si crees que la reposesión fue ilegal o que se llevaron a cabo prácticas abusivas, busca ayuda legal para entender tus derechos y opciones.
  • Estudia tus opciones: Dependiendo de las leyes y regulaciones locales, es posible que tengas opciones para recuperar el vehículo o negociar un acuerdo de pago con el acreedor.
  • Mantén la calma: Puede ser estresante y difícil pasar por una reposición de autos, trata de mantener la calma y enfocarte en encontrar una solución. Tomar las decisiones correctas puede hacer que todo se resuelva en menos tiempo.

Formas de evitar una reposición de autos

Algunos lectores nos han preguntado “¿Qué puedo hacer si no puedo pagar mi carro?porque temen una reposesión. Ten en cuenta que el banco no se beneficia de quitarte el carro, y estás a tiempo de tomar ciertas medidas.

  • Habla con tu acreedor: No esperes a atrasarte en varios pagos, hablar con el prestamista puede ayudarte a negociar una solución. A ellos les conviene asistirte para pagar tu carro más que una reposesión.
  • Considera una consolidación de deudas: Puedes recurrir a un préstamo para consolidar tus deudas en mejores plazos de pago a intereses más bajos. Esta es una opción viable para quienes mantienen un puntaje de crédito favorable.
  • Estudia el refinamiento: Al refinanciar tu carro, la deuda se traspasa a un nuevo acreedor con el que tendrás nuevas condiciones. Eso puede significar pagos más bajos e intereses más convenientes.
  • Vende el carro: Si consideras que vale más que el saldo deudor, vendiendo tu carro puedes evitar la reposesión. Pero si lo vendes por menos del monto de la deuda, igual deberás pagar la diferencia.
  • Busca asesoramiento: Hay organizaciones sin fines de lucro que ayudan a personas a salir de sus deudas. Puedes encontrar ayuda en la Fundación Nacional de Consejería de Crédito u otra ONG en tu zona.
  • Piensa en la bancarrota: Solo debe ser tu último recurso, pero declararse en bancarrota puede evitar una reposición de carro. Considera esta opción si tu situación financiera es muy delicada.

Cómo una reposesión afecta tu crédito

Muchos creen que lo que pasa cuando un carro es reposeído, se limita a perder el vehículo. Sin embargo, la reposesión de autos puede golpear tu crédito hasta de cuatro formas diferentes:

  • Pagos tardíos: Si dejas de pagar tu carro, además de que el banco se lo puede llevar, quedará en tu historial de crédito los retrasos de pago. Esto puede evitar que alcances un buen credit score.
  • Reporte de los burós de crédito: Los principales burós de crédito pueden incluir una reposesión de carro en tus reportes de crédito. Corres el riesgo de ver el temido término “delinquency” en tu historial.
  • Deudas en colección: Tu banco puede vender la deuda de tu préstamo de carro a otras personas. Aunque hay formas de lidiar con colectores de deudas, dejará una huella en tu crédito por varios años.
  • Juicios: Si no logras pagar las deudas de tu carro, el banco o prestamista puede tomar acciones legales contra ti. Los juicios por deudas también pueden verse en tus reportes de crédito.

Qué puedes hacer para recuperarte de una reposesión de autos

El daño de una reposesión de carro en tu crédito es grave pero no permanente. Hay varias medidas que puedes tomar para arreglar tu crédito luego de que el banco se lleva tu carro. Tomará algo de tiempo, pero con estos tips podrás lograrlo:

  1. Obtén una copia de tu informe crediticio: Lo primero que debes hacer es revisar tu crédito para ver el daño. Puedes consultar tu crédito gratis una vez al año con cada una de las agencias de crédito principales: Equifax, Experian y TransUnion.
  2. Paga tus deudas a tiempo: Esto incluye tarjetas de crédito, préstamos y facturas de servicios públicos. Los pagos tardíos pueden tener un impacto significativo en su puntaje crediticio.
  3. Establece un historial de crédito positivo: Considera abrir una tarjeta de crédito asegurada o una línea de crédito para comenzar a construir un historial crediticio positivo.
  4. Reduce tus deudas: Minimiza tu deuda tanto como sea posible. Esto puede mejorar tu puntaje crediticio y también puede mejorar tu capacidad para obtener crédito en el futuro.
  5. Sé paciente: La reparación de tu crédito después de una reposesión de carro puede llevar tiempo. Continúa trabajando para subir tu puntaje de crédito y sé paciente hasta lograr la meta.

Recuerda que la mejor manera de reparar tu crédito es mantener buenos hábitos financieros a largo plazo y ser responsable con tus finanzas.

¿Cuánto cuesta una reposición de vehículo?

Todo lo que pasa cuando el banco te quita el carro puede afectar fuertemente tu bolsillo. Además de tener que cumplir con el resto de la deuda, deberás pagar cargos por reposición, incluye costos como:

  • Gastos por remolque y almacén de autos
  • Tarifas de subasta pública
  • Cargos por pagos tardíos
  • Honorarios legales
  • Tarifas de la ciudad o condado
  • Balance pendiente e intereses no pagados

Los cargos de la compañía de reposesión pueden ser entre $300 y $400. Retener tu auto en el almacén puede costar entre $20 y $50 por día. La tarifa al condado por reportar un informe de reposición puede ser de $15.

En resumen, si pasas por un reposesión de carro es porque tus finanzas no están en el mejor lugar. Los costos de reposesión pueden aumentar tu deuda en cientos de dólares extra.

¿Puedo recuperar mi carro reposeído?

, hay cómo recuperar un carro poseído. Si pagas el monto total que debes, incluyendo cargos por reposición, puedes obtener el carro de vuelta. También puedes intentar comprar el auto en la subasta pública.

¿Cuánto tiempo dura una reposesión en mi crédito?

Una reposición de auto puede permanecer en tu historial de crédito hasta por siete años. Mientras esté allí, puede limitar tu capacidad de acceder a otros instrumentos crediticios, como tarjetas de crédito o préstamos.

¿Puedo regresar mi carro si no puedo pagarlo?

Sí, puedes devolver tu carro en caso de no poder pagarlo. En este caso, se trataría de una reposesión voluntaria de un carro, y puede ser la alternativa menos costosa. Comunícate con tu acreedor si estás teniendo problemas financieros.

Sobre el autor

Mauricio cuenta con más de seis años de experiencia redactando para diversos medios. En Créditos en USA se encarga de proporcionar herramientas que ayuden a enfrentar cualquier desafío financiero que pueda surgirte. Desde abrir una cuenta bancaria hasta adquirir la primera vivienda, Mauricio está comprometido en ofrecer soluciones y apoyo en el ámbito financiero.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Relacionados

En esta página

Noticias destacadas

¡Únete a nuestro Newsletter!

Subscríbete a nuestra lista de mails y noticias actuales

¡Únete a nuestro Newsletter!

Subscríbete a nuestra lista de mails y últimas noticias.

Por favor, activa JavaScript en tu navegador para completar este formulario.