Préstamos para auto de Wells Fargo

Desde el año 2019, Wells Fargo se inauguró en materia de préstamos para autos. A través de ellos, los consumidores pueden comprar un modelo nuevo o usado con tan solo acudir a su concesionario. Y es que, aquí la modalidad es un financiamiento indirecto. ¿Qué quiere decir esto?

Pues, si bien Wells Fargo ofrece financiamiento para la adquisición de vehículos, lo hace a través de una red de concesionarios. El financiamiento puede ser tan bajo como de $2,500 o tan alto como el 100% del importe del carro, pero la solicitud se debe presentar directamente en la tienda y no en el banco.

Afortunadamente, los préstamos para auto de Wells Fargo están disponibles en casi todo el país porque este prestamista trabaja con una amplia red de distribuidores en los Estados Unidos.

Préstamos para auto de Wells Fargo

Un vistazo rápido a los préstamos para auto de Wells Fargo

Antes de entrar en detalles, vamos a echarle un vistazo rápido a los préstamos de carro de Wells Fargo:

  • Los montos de los préstamos de carro de Wells Fargo comienzan a partir de los $2,500. Este es el monto más bajo que, según nuestra investigación, se le otorga el banco a los usuarios.
  • Los plazos de reembolso del préstamo pueden llegar a ser hasta de 75 meses. Aunque esto podría parecer bueno, recuerda que mientras más largo sea el plazo de pago del préstamo, más pagarás en intereses.
  • Wells Fargo te permite cambiar la fecha de vencimiento del pago del préstamo -algo positivo- pero solo una vez. Esto puede ser sumamente útil si tienes un problema financiero momentáneo y necesitas mover la fecha de pago en el calendario.
  • Wells Fargo le abre las puertas a todos, incluso a personas con crédito justo. Se estima que un poco menos del 35% de los préstamos para auto de Wells Fargo fueron aprobados a personas con un puntaje FICO menos a 680 puntos.
  • Algunos vehículos podrían estar excluidos del préstamo, como por ejemplo, los camiones de volteo o los grandes vehículos comerciales, así como los automóviles que hayan sido descontinuados.

Características de los préstamos para auto de Wells Fargo

Como sucede con todo instrumento financiero (especialmente de préstamo o inversión), necesitas evaluar con lupa las características de los préstamos para auto de Wells Fargo antes de lanzarte al agua. ¿Cuáles son los elementos que deberías tener en cuenta? Veamos:

¿La parte buena? Puede que no necesites pagar una inicial

Wells Fargo ofrece hasta un 100% de financiamiento a los prestatarios que califiquen para ello. Este factor puede ser muy beneficioso, en especial si no cuentas con suficiente efectivo para el pago de una inicial, no quieres vaciar tu fondo de emergencias o apenas te estás iniciando en el mundo financiero.

No obstante, toma en cuenta que siempre sería recomendable pagar algún monto por adelantado, ya que esta inicial te ahorrará dinero a futuro. ¿En otras palabras? Si pones un monto de dinero hoy, la cantidad adeudada será menor y, por ende, pagarás menos en intereses.

Nota: Dar una inicial ante el préstamo de un carro también puede ayudarte a mejorar el valor patrimonial del préstamo.

Su red de concesionarios es de franquiciados, casi en su totalidad

Hace algunos años, Wells Fargo había formado alianzas tanto con concesionarios grandes como con distribuidores independientes y de franquicia. Para que te hagas una idea, los concesionarios grandes y de franquicia venden carros nuevos y usados, mientras que los más pequeños o independientes solo incluyen carros usados en el catálogo.

No obstante, frente a la situación económica que se ha derivado de la pandemia -y para darle respuesta a la posible recesión económica post COVID-19- la institución financiera suspendió a la mayoría de los concesionarios independientes. ¿Qué quiere decir esto? Que si quieres obtener un préstamo para auto de Wells Fargo, sus opciones de compra podrían estar limitadas.

Lamentablemente, Wells Fargo no muestra una lista de sus asociados en su página web, algo que te podría ayudar a explorar los modelos disponibles y, por supuesto, a comparar precios. ¿Qué puedes hacer en este caso? Acercarte o llamar al concesionario de tu preferencia y preguntarle si trabaja con los préstamos para auto de Wells Fargo.

Con Wells Fargo, tendrás opciones de préstamo limitadas

Wells Fargo ofrece préstamos para carros nuevos o usados, pero no directamente en la oficina del banco; lo que quiere decir que tendrás que acudir a cualquiera de los concesionarios de la red para solicitar el préstamo. Desafortunadamente, Wells Fargo ya no ofrece préstamos para refinanciar a los automóviles, por lo que si lo que deseas es refinanciar tu préstamo antiguo, tendrás que explorar las opciones que ofrecen otros prestamistas.

Como no podrás solicitar un préstamo para auto de Wells Fargo hasta que llegues al concesionario, te recomendamos comparar precios tanto de vehículos como de los préstamos que facilitan otros prestamistas. Quizás consigas una mejor oferta en otro banco o en un concesionario que no pertenezca a la red de Wells Fargo.

Pros y contras de los préstamos para auto de Wells Fargo

Los préstamos de carro de Wells Fargo son una buena opción, en especial si tienes una perspectiva de mejorar tu vehículo o de adquirir uno por primera vez. Sin embargo, también tiene sus limitantes. Por eso es importante analizar sus pros y contras:

VentajasDesventajas
Ofrece hasta el 100% de financiaciónLa red de distribuidores suele excluir a los concesionarios independientes
Disponible para personas con un puntaje de crédito justoOpciones de préstamos limitadas
Ofrece préstamos tan pequeños como de $2,500No hay una lista para examinar a los concesionarios asociados

¿Cómo solicitar un préstamo para auto de Wells Fargo?

Actualmente, la única forma de solicitar un préstamo para carro con Wells Fargo es por medio del concesionario. Para ello, deberás acudir a un distribuidor que pertenezca a la red de concesionarios del banco y completar la solicitud de crédito. Esto podría ser difícil, no por los datos que necesitas para rellenar el formulario, sino porque Wells Fargo no publica la lista de concesionarios que trabajan con el banco. Por ende, tendrás que tocar muchas puertas para encontrar varios vendedores afiliados.

Lo que sí te recomendamos es que, antes de ir al concesionario y completar la solicitud, solicites una preaprobación en otros prestamistas. Obtener una aprobación previa es un procedimiento fácil de hacer, aunque puede llevarte algún tiempo. Sin embargo, tener estos papeles en tus manos te puede ayudar a averiguar si hay otro banco que te ofrece un mejor trato, tarifas más competitivas o una mejor oferta de pago.

Recuerda: Tener la preaprobación de un préstamo no te garantiza la aprobación final. Tampoco te asegura que la tasa y los términos finales del contrato serán los mismos que están expuestos en la carta de aprobación previa. Además, algunos prestamistas podrían hacer una hard inquiry que quedará en tu historial, lo que podría afectar tu crédito, así sea por un par de puntos.

Sigue leyendo: ¿Puedo comprar un carro fuera de mi estado?

¿Debería solicitar el préstamo para auto de Wells Fargo?

Esto depende de ti. La mayoría de las personas que obtienen un préstamo para auto de Wells Fargo no lo solicitan de forma intencional. Lo que sucede es que, al informarle al concesionario que quieren comprar un carro a crédito, este les entrega varias solicitudes de préstamo directo y las envía a las diferentes instituciones para su aprobación.

Si todo tu dinero, cuentas de inversión y préstamos están en Wells Fargo, es posible que desees solicitar un préstamo con ellos para tenerlo todo en un mismo lugar. Solo recuerda que no podrás visitar las oficinas o iniciar el procedimiento en línea: tiene que ser a través de un concesionario afiliado.

Si no crees que los préstamos para auto de Wells Fargo sean para ti, ¡no te preocupes! Allá afuera hay muchas otras opciones, como, por ejemplo:

Sigue leyendo:

¡Comparte nuestro artículo!


Artículos relacionados:

Deja un comentario

¡NO sigas este enlace o serás bloqueado en este sitio!