Cómo usar una tarjeta de débito para hacer una compra en Internet

Cómo usar una tarjeta de débito para hacer una compra en Internet
15
min de lectura

Compromiso editorial

Si bien no somos asesores financieros, nos esforzamos por ayudarte a tomar decisiones financieras más inteligentes. Aunque nos adherimos a una estricta integridad editorial, este post puede contener referencias a productos publicitados. Aquí tienes una explicación de cómo ganamos dinero.

Mas información

Se asocia el hecho de comprar por Internet al uso de una tarjeta de crédito, pero existen algunas ventajas al pagar con tarjeta de débito. Hoy conocerás cómo pagar con tarjeta de débito por Internet, y además, cómo hacerlo de manera segura.

Esta guía te ayudará a hacer compras en línea usando cualquier tarjeta de débito, paso a paso y sin preocupaciones. También abordará la función de las tarjetas prepagadas, y las preguntas más frecuentes sobre cómo comprar en línea con tarjeta de débito.

Noticias Relacionadas

Cómo usar una tarjeta de débito para hacer una compra en Internet

¿Cómo pagar con tarjeta de débito por Internet?

Una tarjeta de débito puede ayudarte a mantener tus gastos bajo control, y no pagarás intereses por las compras que hagas. Para comprar en línea con tarjeta de débito, simplemente:

1. Selecciona la opción para realizar el pago con tarjeta

La encontrarás como: “pagar con tarjeta de crédito ya que, a fines comerciales, funcionan prácticamente de la misma manera.

2. Selecciona el tipo de tarjeta

Si es Visa, Mastercard, American Express, Discover o alguna otra. En algunas tiendas en línea esta opción se rellena automáticamente al ingresar los primeros cuatro dígitos de la tarjeta.

3. Ingresa el número de tu tarjeta de débito

Este lo encontrarás en tu plástico como la serie de números de 16 dígitos que aparece en la parte frontal de tu tarjeta de débito.

4. Verifica tus datos bancarios

Es posible que la plataforma en línea donde realizas el pago te solicite algunos datos extras para verificar tu identidad y así evitar fraudes, tales como tu código postal, fecha de nacimiento o dirección, datos que deben coincidir con tu registro bancario.

5. Introduce el CVC o CVV y la fecha de vencimiento

Seguidamente, la tienda en línea te solicitará el código de seguridad de tu tarjeta de débito (CVC, CVV o similar), que son los tres dígitos que se imprimen en el reverso de la tarjeta, además del mes y año de vencimiento del plástico, escritos en cifras.

Nota que no deberás ingresar el PIN de tu tarjeta de débito. La transacción se procesará tal como si se tratara de una tarjeta de crédito

Hacemos hincapié en tener extrema cautela y no permitir el acceso a la tarjeta si no es una persona de extrema confianza o un sitio en línea reconocido.

¿Cómo mantenerte seguro usando tu tarjeta de débito en Internet?

Siguiendo las 4 recomendaciones que te presentamos a continuación, puedes reducir el riesgo de sufrir fraude, estafa o cargos no autorizados a tu tarjeta de débito al usarla en Internet:

Comprueba la seguridad del sitio web

La mayoría de los navegadores web integraron una función en la que te señalan si la conexión es segura o no. Es importante que antes de realizar cualquier compra, te fijes si estás en una conexión segura.

Normalmente, podrás identificarlo como un candado cerca de la barra de direcciones y puedes presionarlo para obtener más información. Además, estará acompañado de “https://”, verifica que vaya la “s” al final de https.

Sé precavido con tus datos

Ingresa tus datos de tarjeta de débito y/u otra información bancaria solo en páginas web confiables y sitios seguros. Un consejo útil puede ser buscar en Google el nombre de la tienda junto a las palabras reseñas, fraude, estafa y similares.

Así encontrarás valoraciones de otros compradores, comentarios en foros, y webs que analizan la confiabilidad de las tiendas en línea (puedes ayudarte con un traductor en línea).

Utiliza un software antivirus en tu computador

Para mantener la seguridad de tu tarjeta de débito en tus pagos o compras en línea, se recomienda contar con un software antivirus o de seguridad que permita proteger tu información.

Mantén al día tu estado de cuenta

Mantente al tanto del estado de tu cuenta a través de la página web o la app de tu banco. Se recomienda que la revises periódicamente para chequear si hay algún movimiento sin autorización.

También puedes configurar alertas por mensajes de texto para que te notifiquen cuando se esté realizando algún cargo.

Usa conexiones de red seguras

¡Cuidado con las conexiones wifi gratis! Los accesos públicos no son recomendados cuando vas a ingresar datos de tus tarjetas de crédito o débito.

Algún software malicioso puede acceder a tus redes sociales o servicios en línea, y puedes ser víctima de un robo de tus datos personales y bancarios que comprometan la seguridad de tus cuentas.

Este delito es conocido popularmente como phishing. Es preferible ingresar esta información tan delicada desde tu casa o trabajo, donde el tráfico web resulta más seguro.

¿Cuándo es mejor usar tarjeta de crédito?

Aunque se puede hacer compras por internet con tarjeta de débito, no quiere decir que debas o que sea lo más recomendable. Las compras en línea tienen su riesgo, sobre todo en materia de robo de información.

Inclusive cuando realices la transacción en tiendas físicas puedes ser víctima de un robo de información, pero este riesgo se multiplica en tus pagos o compras por Internet. El problema es que tu tarjeta de débito está conectada directamente a la cuenta corriente y de ahí se logra acceso a tus fondos disponibles.

En caso de que seas víctima de robo de información y hagan transacciones fraudulentas con tus datos, agotarán todo el dinero de tu cuenta de cheques.

Lo que va a complicar muchísimo más las cosas, es que tengan acceso a tu tarjeta de crédito y copen totalmente el cupo de tu crédito disponible. Siempre hay protección legal para estos casos, pero los procesos pueden ser largos mientras tienes respuesta.

La tarjeta de crédito te va a crear una deuda, pero no habrá un vínculo directo para tomar el dinero que tengas en tu cuenta bancaria de cheques o ahorro.

Por otra parte, es posible que el límite de la tarjeta de crédito sea menor, y se podrían llevar mucho más de tu cuenta corriente por la vía del acceso a la tarjeta de débito.

Ventajas y desventajas de pagar con una tarjeta de débito por Internet

Ventajas Desventajas
  • No acumula deuda
  • No construye historial crediticio
  • Sin intereses
  • No cuenta con programas de recompensas
  • Disponibilidad de efectivo en cajeros automáticos
  • No cuenta con programas de protección al comprador
  • Pocas o ninguna tarifa asociada
  • Limitada protección contra pérdida o robo
  • Aceptada en servicios de streaming y sitios de ecommerce
  • Rechazada en reservaciones en hoteles, alquiler de vehículos y similares

Protección de la tarjeta de débito

Estás protegido por ley federal si eres víctima de fraude a tu cuenta corriente. Si te ocurre, infórmalo lo más rápido posible. De otro modo, el tiempo que demores podría ser usado en tu contra.

De tal manera que si notificas al banco que eres víctima de uso fraudulento de tu cuenta corriente en los dos días hábiles siguientes al siniestro, solo serás responsable de hasta $50. Pero si demoras hasta sesenta días podrías ser responsable de hasta $500.

Si demoras más de 60 días en reportar un uso fraudulento de tu cuenta corriente, podrías ser responsable de hasta el cien por ciento del monto de la estafa.

Hay tarjetas de débito con protección extra por quien la emitió, para estar más seguro de lo que estipula la ley. Pero siempre tendrás que esperar para tener de vuelta tu dinero, aunque el emisor de la tarjeta de débito tenga la política de “responsabilidad cero” a tu favor por actos fraudulentos.

El uso de las tarjetas prepagadas

Las tarjetas de débito prepagadas cuentan usualmente con una protección menor que las tarjetas de débito. No obstante, ambas opciones son una gran herramienta si quieres mantener bajos costos, tarifas y buena administración de tu dinero.

Son opciones que no conllevan grandes tarifas por mes como sí ocurre con las tarjetas de crédito, y no te va a permitir que te endeudes. Sin embargo, algunas tarjetas de débito prepagadas sí aplican una anualidad, e intereses por recarga o transacciones.

Las tarjetas prepagas gastan o consumen saldo sobre un dinero que cargas a la tarjeta antes de usarla. En la mayoría de los casos, puedes usar una tarjeta de débito prepaga como si fuera cualquier otra tarjeta, incluyendo cuando haces una compra por Internet.

Mientras tengas fondos suficientes disponibles, a nadie le importará que la compra online se lleve a cabo con una tarjeta prepaga como medio de pago.

El proceso de recarga varía de una tarjeta a otra. Puedes recargar en efectivo en centros autorizados, solicitar a un cliente o amigo que te envíe dinero, recargar con una tarjeta de crédito o transferir fondos desde tu banco.

Las tarjetas prepagadas también son una gran solución para trabajadores independientes que necesitan recibir fondos de clientes internacionales. También, para aquellos que todavía no están incluidos en el sistema financiero tradicional –o no bancarizados.

En este sentido, son una buena opción para mover dinero y realizar compras por Internet y pagos en línea.

¿Se puede comprar por Internet con tarjeta de débito VISA?

, puedes comprar por Internet o hacer pagos en línea con una tarjeta de débito VISA, al igual que como lo harías una tarjeta de crédito VISA.

¿Qué datos te piden para pagar con tarjeta de débito?

Los datos más comunes que te solicitarán para pagar con tu tarjeta de débito por Internet son el nombre y apellido del titular de la tarjeta (la persona dueña de la tarjeta), número de la tarjeta (16 dígitos que se encuentran en la parte delantera de la tarjeta), y el tipo de tarjeta (Visa, Mastercard, entre otras).

También requerirán el mes y año de vencimiento de la tarjeta, los tres dígitos de seguridad presentes en el reverso de la tarjeta de débito, conocidos como CVC o CVV.

En ocasiones te solicitarán datos de confirmación de identidad como código postal (ZIP), fecha de nacimiento o dirección. No se te solicitará el PIN de seguridad (como el de cajeros automáticos).

¿Cómo activar mi tarjeta de débito para compras por Internet?

Existen tres opciones para activar tu tarjeta de débito:

  • Entrar en la banca en línea para activar tu tarjeta.
  • Entrar en la aplicación de tu banco desde tu dispositivo móvil para activar tu tarjeta de débito.
  • Activarla automáticamente al usarla con tu Número de identificación personal (PIN) en cualquier cajero automático.

¿Por qué no puedo comprar con mi tarjeta de débito en Internet?

Tu compra puede ser rechazada por saldo insuficiente en la cuenta bancaria asociada a tu tarjeta de débito, cuando el banco encuentre inusuales los movimientos en tu cuenta, o cuando sospeche que has sido objeto de hurto o estafa.

¿Cómo saber qué compré con mi tarjeta de débito?

Para consultar los movimientos de tu tarjeta de débito, existen opciones disponibles como llamar al servicio de atención al cliente del banco emisor, ingresar a tu cuenta de banca en línea o app bancaria, consultar un cajero automático o acercarte a una sucursal del banco y hablar con un representante.

¿Se puede pagar Disney Plus con tarjeta de débito?

, puedes pagar Disney Plus o cualquier servicio de streaming o suscripción mediante tu tarjeta de débito, como Amazon Prime, Netflix, Spotify, HBO+.

¿Se puede comprar con tarjeta de débito sin saldo?

No, la tarjeta de débito, tal como su nombre lo indica, funciona debitando saldo de tu cuenta bancaria. Si no tienes saldo, intenta usar otro medio de pago en su lugar.

Si mi tarjeta no tiene nombre, ¿qué pongo?

Algunas tarjetas, por motivos de seguridad, son innominadas, lo que quiere decir que no muestran el nombre del titular en el frente.

Lo correcto sería introducir el nombre del tarjetahabiente o portador de la tarjeta de débito. Si es tuya, coloca tu propio nombre y apellido.

Me encontré una tarjeta de débito, ¿puedo comprar por internet?

No. Si conoces al portador de la tarjeta o puedes ubicarlo, lo correcto es devolverla. Otra opción es acudir a la institución bancaria que la emitió y entregarla a un representante. El banco se encargará de contactar a su cliente y devolvérsela.

Usar fondos de una tarjeta o cuenta bancaria sin autorización, puede resultar en graves problemas judiciales.

Sigue leyendo:

Sobre el autor

Juani es un experto en finanzas personales enfocado en la comunidad latina en Estados Unidos y uno de los editores de Créditos en USA. Con una trayectoria de más de 4 años, se ha especializado en brindar información valiosa y orientación financiera a miles de latinos en USA. Su misión es guiarte en tu camino hacia la estabilidad económica, abordando temas como la obtención de ayuda gubernamental, el manejo de deudas y el uso inteligente de tarjetas de crédito.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Relacionados

En esta página

Noticias destacadas

¡Únete a nuestro Newsletter!

Subscríbete a nuestra lista de mails y noticias actuales

¡Únete a nuestro Newsletter!

Subscríbete a nuestra lista de mails y últimas noticias.

Por favor, activa JavaScript en tu navegador para completar este formulario.