Ventajas y desventajas del plan 401k

¿Deberías participar en el plan 401k de tu empleador? En principio, sí. Siempre que tu empleador te ofrezca optar por un plan de jubilación -y tú puedas cubrir los pagos sin poner en jaque tus finanzas- deberías lanzarte al agua. Por supuesto, no vamos a mentirte: hay ventajas y desventajas en el plan 401k, lo que quiere decir que no todo será color de rosas.

Sin embargo, no podemos negar que los planes de jubilación 401k suelen ser uno de los métodos de ahorro más importantes y populares de los Estados Unidos. Por tanto, si tienes la suerte de trabajar en una empresa que lo ofrezca, no deberías desaprovecharlo.

Ventajas y desventajas del plan 401k

¿Qué es un plan 401k? En palabras simples

Un plan 401k es un programa de ahorros para la jubilación que, por lo general, es patrocinado por el empleador. A través de él, los trabajadores americanos pueden planificar sus finanzas para el momento de su retiro. Los planes 401k se componen de contribuciones que se realizan antes de impuestos. En la actualidad, los planes 401k son los esquemas más utilizados en el país.

Nota: Si trabajas por cuenta propia también podrás acceder a un programa similar. Hay muchas instituciones financieras que ofrecen cuentas 401k. En este caso, lo que cambiaría es que solo tú harás las contribuciones (no tu empleador).

Uno de los beneficios inmediatos de los planes 401k es que puedes efectuar cada una de tus contribuciones antes de impuestos. Esto reducirá tu base imponible, es decir, esa parte de tus ingresos anuales que se gravan con impuestos federales. Por ende, tu factura de impuestos anual será mucho más baja y fácil de pagar (y ese dinero que te ahorrarás en impuestos estará ganando intereses mientras tanto).

Ventajas de los planes 401k clásicos

Hay varias opciones dentro de los planes 401k. Generalmente, los empleadores contratan una empresa financiera que se encarga de hacer las inversiones y de crear una cartera para los trabajadores. La segunda opción -que veremos más adelante- es autogestionar el plan, pero ya hablaremos de sus pros y contras. Por ahora, vamos a centrarnos en qué hace especial al plan 401k patrocinado por el empleador:

#1 Tendrás protección federal

Los planes de jubilación patrocinados por el empleador están protegidos por la Ley de Seguridad de los Ingresos de Jubilación de los Empleados, conocida como la Ley ERISA del año 1974. Esta ley federal establece los estándares mínimos para el funcionamiento del plan y también su administración. Esto te dará el derecho de, por ejemplo, demandar a los administradores si los fondos no son administrados correctamente.

#2 Tus fondos estarán protegidos de tus acreedores

Supongamos que tienes una deuda pendiente y pierdes tu trabajo. Tu acreedor podría intentar obtener el pago forzosamente a través de una demanda, pero debes saber que no podrá recurrir a tu plan 401k. Por supuesto, hay algunas excepciones. Para saber más, no dejes de leer nuestra guía “¿Mi marido o esposa puede quitarme mi 401(k)?”.

#3 Tu empleador igualará tus contribuciones

Muchos empleadores que ofrecen planes 401k acuerdan hacer una contribución equivalente al de sus empleados. ¿Qué quiere decir eso? Que igualará al 100% la cantidad que aportes al año. Supongamos que renuncias a $1,000 todos los años para destinarlos a tu programa de jubilación. Entonces, tu empleador hará una contribución de $1,000 adicionales. Lo bueno de esto es que ahora tendrás $2,000 invertidos ganando intereses.

#4 Podrás elevar las contribuciones en el futuro

Para el 2021, si tienes más de 50 años puedes aportar más de $19,600 a tu plan de jubilación 401k. ¿De cuánto hablamos? De $26,000.

#5 Obtendrás consejos de inversión gratuitos

La mayoría de los proveedores de los planes 401k son grandes inversionistas y tienen varios recursos educativos disponibles para los trabajadores. Aprovecha esta oportunidad para aprender sobre el mercado. Quizás en el futuro, puedas gestionar tu fondo por tu cuenta.

#6 Diferirás el pago de parte del impuesto sobre la renta

Y es que, las contribuciones que efectúes a tu plan estarán libres de impuestos y solo pagarás taxes sobre ellas al momento de hacer el retiro. Esto reduce tu base impositiva actual, lo que se traduce en una factura de impuestos federales más baja.

Desventajas de los planes 401k patrocinados por el empleador

Si bien hay muchas ventajas de invertir en un plan 401k para asegurarte una vejez tranquila, también hay algunos contras, a saber:

#1 Tendrás opciones de inversión limitadas

En comparación con otros tipos de cuentas de jubilación -como las cuentas IRA, por ejemplo- las cuentas 401k no suelen ofrecer una gama tan variada de productos para la inversión. Es posible que solo puedas acceder a inversiones básicas y con un riesgo mínimo y, por lo general, esto te dejará menores ganancias.

#2 Debes pagar tarifas por retiros anticipados

Otra de las desventajas del plan 401k -autogestionado o no- es que tendrás que pagar una multa del 10% si realizas un retiro anticipado, es decir, antes de cumplir los 59 años y medio de edad. Además, a esto habría que sumarle que ese retiro también está sujeto a impuestos. Recuerda que cada aporte se realiza libre de impuestos, es decir, con taxes diferidos.

Hablemos de los planes 401k autogestionados

Una de las primeras cosas que debes saber es que los planes autogestionados de inversión suelen ofrecer una gama más diversa de inversión. Además de los fondos mutuales, las carteras de inversión pueden componerse por fondos cotizados en la bolsa (ETF), acciones y bonos individuales; esto además de activos como las propiedades de bienes raíces.

Cuando se selecciona un programa autogestionado, no permanecerás atado a las opciones de inversión establecidas en tu plan 401k . Esto quiere decir que podrás comprar casi cualquier acción, ETC o fondo mutuo disponible en la plataforma de inversión. Así lo afirma John P. Daly, presidente de Daly Investment Management, LLC.

Pero, ¿se puede autogestionar un plan 401k? Sí. Afortunadamente, muchas empresas ofrecen la opción de acudir a una ventanilla de corretaje o de escoger la opción autodirigida del plan. Esto te permitirá disfrutar de más opciones como inversionista, lo que podría tener ciertas ventajas y desventajas.

Pros de gestionar tu propio plan de inversión 401k

  • Accederás a una amplia gama de inversiones. En lugar de trabajar con un número limitado de inversiones, al ser el propio gestor de tu plan 401k podrás acceder a una gran variedad de productos de inversión.
  • Puedes aprovechar tu experiencia financiera. Si tienes experiencia invirtiendo en fondos o en cualquier otro producto del mercado, puedes poner tus habilidades a prueba para hacer crecer el saldo de tu plan 401k.
  • Hay oportunidades que podrían hacerte crecer. Si eres un inversionista disciplinado y sabes cómo manejarte durante los períodos más volátiles del mercado, podrías aprovechar ciertas oportunidades para elevar el saldo de tu cuenta de jubilación.
  • Tendrás opciones de inversión no tradicionales. Es decir, comprar activos inmobiliarios o ampliar las inversiones de tu cartera. Por lo general, este tipo de operaciones no están disponibles para la mayoría de los planes 401k.

Contras de gestionar tu propio plan de inversión 401k

  • Hay más normas de las que piensas. Los planes 401k autogestionados se rigen por más leyes y reglamentos de los que se piensa. Por ejemplo, el Servicio de Impuestos Internos prohíbe cierto tipo de inversiones en este plan. Aquellos inversionistas que no estén familiarizados con la normativa aplicable podrían tener problemas en el futuro y, por ende, sufrir graves consecuencias fiscales.
  • Quizás debas pagar una tarifa más alta. Los inversionistas que dejan los fondos mutuales e indexados de lado y comienzan a invertir en acciones con frecuencia podrían verse obligados a pagar tarifas exorbitantes que reducirían considerablemente sus ganancias.
  • Si no tienes experiencia, podría salir mal. Los inversionistas amateurs o aquellos que no tienen mucho conocimiento del mercado podrían tener problemas controlando el rendimiento de las operaciones que realicen. Cualquier error pondría en jaque las ganancias estimadas.
  • En ocasiones, podría haber falta de liquidez. Y es que, hay acciones, bonos y tenencias financieras que no son fáciles de vender. Esto, sumado al riesgo, podría tener un efecto desastroso.

Como ves, la gestión de la cartera de inversión de tu plan 401k podría ofrecerte la ventaja de aprovechar ciertas oportunidades en el mercado financiero, al menos siempre que conozcas la normativa y tengas experiencia en el mercado de las inversiones.

No obstante, también hay algunas complejidades que podrían reducir la cantidad de ganancias estimadas. Lo ideal es escoger esta opción solo si se tiene la suficiente experiencia y conocimientos en el mercado de inversión.

Sigue leyendo:



Artículos relacionados:

Deja un comentario

Créditos en USA