¿Te puedes mudar si tienes un voucher de la sección 8?

La vida puede cambiar de un momento a otro. Un minuto estás cómodo en tu hogar, dulce hogar, y luego algo te obliga a levantar las estacas y mudarte a otro estado. Si eres beneficiario del programa Housing Choice Voucher, comúnmente llamado Sección 8, tienes que saber que es posible transferir el vale a una nueva jurisdicción, incluso a otro estado.

De hecho, la posibilidad de transferir el beneficio es una característica de «portabilidad» del programa. Sin embargo, el proceso puede llevar algún tiempo. La Sección 8 es en realidad gestionada y administrada por las agencias locales de vivienda pública, o PHAs por sus siglas en inglés, por lo que mudarse de estado significa tratar con dos agencias de vivienda separadas.

¿Puedo mover el voucher de la sección 8 a otro pueblo?

Requisitos para mudarse siendo beneficiario de la Sección 8

Como hemos explicado, es posible mudarse casi a cualquier lugar del país o a una casa diferente en la misma ciudad y continuar utilizando tu vale de la Sección 8. Sin embargo, antes de mudarte, debes cumplir con los términos del contrato de arrendamiento actual y notificar adecuadamente al propietario que te vas. Las agencias de vivienda suelen aprobar la mayoría de las unidades habitacionales si el inmueble cumple con los requisitos especificados, así que eres libre de elegir un departamento, una casa unifamiliar, o cualquier otro tipo de vivienda que sea segura y asequible

Primero que todo, arregla el contrato de arrendamiento

Como preparativo para iniciar el proceso de transferencia del voucher de la Sección 8, tienes que verificar que todo esté bien con tu contrato de arrendamiento actual. ¿Por qué? Pues porque la solicitud de transferencia puede ser retrasada, e incluso rechazada, si surge algún problema. Como hemos mencionado, debes notificar al propietario actual que te vas a ir, y puede que tengas que hacerlo con 30 días de antelación. Podría ser incluso hasta 60 días.

Ahora bien, una vez que notifiques a la oficina de vivienda que deseas mudarte, recibirás un paquete de transferencia que incluirá un formulario de notificación para que el propietario lo firme. Tú también tienes que firmarlo, y luego enviar una copia a la oficina de vivienda. Envía también copias de cualquier aviso o comunicación del propietario. Por último, pero no menos importante, la Sección 8 prohíbe que te mudes antes de que termine el contrato de alquiler.

¿Cómo se inicia una transferencia de vales de la Sección 8?

Uno de los mayores retos que surgen cuando intentas iniciar una transferencia de vales de la Sección 8 es el tiempo. La clave para una transferencia exitosa es moverse rápido, porque todo el proceso puede tomar más de un mes. En consecuencia, puede que te encuentres sin un techo sobre tu cabeza, en caso de que no tomes medidas oportunas.

Por otro lado, algunos inquilinos de la Sección 8 tienen el problema opuesto. Se mueven demasiado rápido. Como resultado, terminan con el «solapamiento» de la renta. Esto significa que terminan mudándose antes de que el contrato de arrendamiento de su antigua unidad haya terminado. En esta situación, tendrás que pagar el alquiler completo antes de que el subsidio de la Sección 8 entre en vigor.

Para comenzar la transferencia, necesitas tener un plan de dónde te mudarás y hacer algunas investigaciones sobre las PHAs en el área donde te gustaría vivir.

También es una buena idea buscar opciones de alojamiento temporal en las que puedas confiar en caso de que la transferencia de tu vale de la Sección 8 tarde más de lo esperado. Tal vez puedas quedarte con familiares o amigos. Si no es una opción, considera la posibilidad de buscar un contrato de alquiler a corto plazo (en este caso, terminarás gastando dinero extra y deberás presupuestarlo).

Mudándote a una nueva área

Si te diriges a una nueva ciudad es esencial que te asegures de que el área tiene un programa de la Sección 8 antes de la mudanza. Cuando hayas seleccionado una nueva casa en la ciudad a la que te quieres ir, completa un formulario de liberación de portabilidad de tu actual autoridad de vivienda para que tu archivo de la Sección 8 pueda ser enviado a la nueva área. Luego, ponte en contacto con la autoridad de vivienda de tu nueva ubicación para averiguar qué pasos debes seguir antes de mudarte.

Proceso de transferencia de un voucher de la Sección 8

El proceso de transferencia de los vales de la Sección 8 de una ciudad a otra también se conoce como «porting». Puede implicar los siguientes pasos con ligeras variaciones, dependiendo de dónde vives actualmente y a dónde te vas a mudar.

Paso 1: Contacta a la Autoridad de Vivienda

En primer lugar, debes comunicarte con tus representantes actuales de la Sección 8 de Vivienda o con la Autoridad de Vivienda Inicial para hacerles saber que estás planeando mudarte a otra ciudad y que quieres seguir recibiendo la asistencia del programa allí. Lo más probable es que te pidan que firme una solicitud de transferencia y luego te emitan un vale de elección de vivienda.

Paso 2: Notifica al propietario

El paquete de transferencia contendrá los documentos para notificar al propietario. Habrá una opción para dar un aviso de 30 o 60 días. Tanto tú como el propietario deben firmar y fechar este formulario.

Dale una copia a tu casero, guarda una para tus archivos y devuelve otra copia a tu oficina de vivienda junto con todos los demás documentos de transferencia. Si tu casero te ha enviado una notificación de desalojo, adjúntala al paquete.

En este sentido, si debes dinero a la Autoridad de Vivienda o al propietario actual, no te aprobarán la transferencia hasta que pagues todo. Además, si la oficina propone la finalización de la asistencia debido a violaciones del programa, tampoco podrás completar tu transferencia del vale de la Sección 8.

Paso 3: Envío de la información

Entonces, los representantes de la Sección 8 tendrán que enviar por correo todos los documentos asociados a tu caso a la Autoridad de Vivienda de la ciudad a la que planeas mudarte. Estos documentos deben incluir el HUD-52665 y el HUD-50058, certificados de nacimiento de todos los miembros de tu familia, junto con los números y tarjetas del Seguro Social, otras pruebas de identidad con foto, y la prueba del total de los ingresos familiares.

Asegúrate de que todos los documentos lleguen a su destino antes de mudarte. Además, ten en cuenta que los documentos pueden tardar entre 20 y 35 días en ser procesados adecuadamente.

Además, es posible que la autoridad de vivienda receptora exija una entrevista y una nueva verificación de antecedentes para cualquier persona mayor de 18 años en el hogar. Después de la cita inicial de elegibilidad, recibirás los vouchers de la Sección 8 de tu nueva localidad entre dos y tres días.

Paso 3: Confirma el recibo

Una vez que hayas llegado a tu nueva localidad, llama a la oficina de vivienda para confirmar que tu paquete de portabilidad también ha llegado. Ellos te darán instrucciones para que estés presente en la oficina junto con todos los miembros de tu familia. Cuando te presentes a la entrevista, un representante te dará un voucher de la Sección 8. En este punto, estás listo para decidir dónde te gustaría alquilar un lugar para tu familia.

Paso 4: Por fin en casa

Una vez que hayas elegido la nueva casa, deberás notificar al departamento de vivienda y presentar todos los documentos adjuntos.

En este punto, la Autoridad de Vivienda inspeccionará la casa para comprobar que cumple con las normas mínimas de salud y seguridad. Una vez que la Autoridad de la Vivienda apruebe la casa, puedes firmar el contrato de arrendamiento.

Como ya hemos mencionado, para completar todo el proceso de tu voucher de la Sección 8, la transferencia de una ciudad a otra puede tardar más de 30 días.

Mudarse, pero quedándose

Mudarse a una nueva casa en la misma ciudad donde vives significa que seguirás bajo la misma jurisdicción de vivienda. Sin embargo, debes notificar al propietario que tienes la intención de mudarte dentro del plazo especificado en tu contrato de arrendamiento. Luego, completa los formularios de mudanza que la autoridad de vivienda requiere y proporciona las verificaciones que te pidan. La autoridad te enviará un nuevo comprobante por correo. Firmalo y pídele a tu nuevo propietario que complete el formulario de residencia. La autoridad de vivienda entonces programará una inspección, y si la vivienda pasa la prueba, podrás mudarte.

Restricciones a las transferencias de vouchers

Como en cualquier programa del gobierno, se aplican algunas reglas y restricciones a la portabilidad de beneficio bono de vivienda. Por lo general, la portabilidad no es una opción todavía si has estado recibiendo asistencia de la Sección 8 durante menos de un año. En este orden de ideas, las reglas de portabilidad de la Sección 8 exigen que vivas en el área donde calificaste por primera vez durante al menos 12 meses.

Lo más probable es que tengas que pagar personalmente el alquiler durante un período corto (menos de un mes) si el contrato de arrendamiento existente no termina antes de que comience el nuevo, de modo que hay un poco de superposición. El Departamento de Vivienda y Desarrollo Urbano no pagará dos veces en el mismo mes por dos unidades diferentes. Además, tendrás que pagar por adelantado la mudanza si le debes al propietario anterior porque su transferencia no puede ser aprobada hasta que el contrato de arrendamiento se pague en su totalidad.

Como hemos explicado anteriormente, la transferencia del voucher no será llevada a cabo si tu antiguo contrato de arrendamiento terminó porque violaste los términos de alguna manera, aunque existe una excepción a esta regla en virtud de la Ley Federal de Violencia contra la Mujer si te mudas porque eres víctima de la violencia doméstica.

Cosas a considerar antes de tomar la decisión de mudarte

Mudarse a una nueva casa puede ser caro y difícil, incluso si te estás mudando de zona en la misma ciudad. A continuación, hemos hecho una lista de algunas cosas en las que pensar al decidir si ahora es un buen momento para mudarte.

  • Cuota (s) de solicitud
  • Verificación de antecedentes
  • Fianza de alquiler y depósitos de limpieza
  • Servicios de teléfono, agua, electricidad y otros
  • Contratación de servicios de mudanza
  • Costos de alquiler de camiones
  • Gasolina y otros gastos de viaje
  • Muebles y/o electrodomésticos nuevos
  • Espacio de almacenamiento
  • Comida y otros suministros
  • Limpieza de alfombras
  • Tiempo libre del trabajo
  • Un nuevo proveedor de cuidado infantil
  • Registro de nueva escuela

También puedes terminar con el «solapamiento» de la renta si te mudas demasiado pronto. A veces los participantes de la Sección 8 se mudan a una nueva unidad antes de que termine el contrato de arrendamiento de su antigua unidad. En este caso, se espera que pague el monto total del alquiler hasta que comience el subsidio.

Acerca de la Sección 8

El programa de vales de la Sección 8 ayuda a los residentes de bajos ingresos a pagar una vivienda de calidad. Los beneficiarios destinan entre el 30 y el 40 por ciento de sus ingresos para pagar el alquiler y la autoridad de vivienda se hace cargo de la diferencia directamente con el propietario. Los inquilinos pueden solicitar una vivienda de la Sección 8 si sus ingresos son del 30 por ciento de los ingresos medios de la zona o menos.

Sigue leyendo: 

¡Comparte nuestro artículo!


Artículos relacionados:

Deja un comentario

¡NO sigas este enlace o serás bloqueado en este sitio!