¿Se puede comprar una casa cash en Estados Unidos?

Comprar una casa cash en Estados Unidos es cada vez más frecuente, especialmente ahora que los precios del mercado de los bienes raíces está creciendo a buen paso. No obstante, la mediana del precio de las casas vendidas es de $453,700. Y aunque la mayoría de las personas compran casas con algún tipo de financiamiento, podría ser inteligente comprar una casa cash en Estados Unidos.

A continuación, vamos a ver si se puede comprar una casa cash en Estados Unidos, cuáles son las ventajas y desventajas de utilizar esta estrategia de adquisición y cómo comprar una casa cash en Estados Unidos.

Comprar una casa cash en Estados Unidos

¿Se puede comprar una casa cash en Estados Unidos?

Cuando hablamos de comprar una casa cash, no nos referimos literalmente a comprarla con efectivo. De hecho, sería bastante sospechoso. Un comprador de casas en efectivo es quien utiliza sus propios fondos para cubrir el precio de la casa, en lugar de tomar un préstamo. Estos fondos pueden provenir de los ahorros, inversiones o la venta de otra propiedad, por ejemplo.

¿Por qué comprar una casa sin un préstamo? Al comprar una casa cash, tanto el comprador como el vendedor se benefician, ya que el proceso es mucho más rápido. Además, el comprador no tendrá que pagar intereses y los costos de cierre son más económicos.

Ahora bien, vamos a ver las ventajas y desventajas de comprar una casa en Estados Unidos con efectivo para que puedas sacar tus propias conclusiones y ver si realmente te conviene.

Ventajas y desventajas de comprar una casa cash en Estados Unidos
VentajasDesventajas
✔️ Es un trato más atractivo para los vendedores❌ Se pierden las deducciones fiscales por hipoteca
✔️ No se paga hipoteca, intereses o tarifas❌ El dinero está atado a la casa
✔️ Costos de cierre más económicos❌ Igual aplican algunos gastos adicionales
✔️ Cierre más rápido y sencillo
✔️ La casa es tuya

Ventajas de comprar una casa cash en Estados Unidos

Aunque hay muchas ventajas de comprar una casa cash en Estados Unidos, vamos a recordar algunas de las más importantes a continuación.

Es un trato más atractivo para los vendedores

Si estás en un mercado competitivo, comprar una casa cash puede darte una ventaja frente a los demás compradores, quienes posiblemente piensan financiar su compra. Los vendedores normalmente prefieren trabajar con compradores en efectivo de ser posible, ya que no deben preocuparse en caso de que el financiamiento del comprador se caiga a último minuto, como puede suceder con las hipotecas en caso de que el comprador no reciba la aprobación.

Además, como las transacciones en efectivo son más rápidas, los vendedores que están dispuestos a cerrar la venta rápidamente podrían estar más dispuestos a negociar con una persona que compra en efectivo que con una persona que pedirá una hipoteca.

No se paga hipoteca, intereses o tarifas

Una de las mayores ventajas de pagar una casa cash en Estados Unidos es que no se deben realizar pagos mensuales. Esto representa ahorros en los intereses y las tarifas que se le añaden a la hipoteca, como el seguro de hipoteca o el seguro de vida.

Si le echamos un vistazo al precio total a largo plazo, podemos ver que te ahorrarías mucho dinero. Por ejemplo, si tomas un préstamo a 30 años por $300,000, tu tasa de interés sería de 3.5% y el monto total sería de $184,968 a lo largo del tiempo. Si pagas en efectivo, ese dinero se quedaría en tu bolsillo.

Evitar los pagos mensuales de la hipoteca puede ser especialmente beneficioso si logras usar el dinero para comprar una segunda casa o una propiedad de inversión. Esto significa que no te tienes que preocupar por llegar al monto mínimo cada mes y tendrás un mayor margen de ganancias sobre tu renta.

Costos de cierre más económicos

Cuando obtienes una hipoteca, tu prestamista te cobrará por ciertos servicios que se añadirán al cierre. Esto incluye un recargo por el préstamo, los costos de aplicación, las tarifas de originación o los puntos de descuento. También tendrás otros costos relacionados al préstamo o a la compra de la casa que requiere el prestamista, como un seguro de título de propiedad.

Cuando pagas en efectivo, no tienes que lidiar con los costos de cierre relacionados al préstamo. En otras palabras, te ahorrarás aún más dinero.

Cierre más rápido y sencillo

Si contamos cuánto dura el proceso de cierre -de principio a fin- representaría alrededor de un mes. Por el contrario, cuando compras con efectivo, es posible cerrar la transacción de compra-venta en una o dos semanas. Esto se debe a que no tienes que esperar a que el prestamista apruebe el préstamo, realice un underwriting y proporcione otros papeles, lo que reduce los tiempos de espera.

Al igual que es más rápido, el proceso también se vuelve mucho más sencillo, ya que no serás responsable de hacerle seguimiento a toda la documentación que necesitan los prestamistas. De hecho, lo más probable es que tu broker se encargue de todos los papeles sin mayores inconvenientes.

La casa es tuya

El pago mensual de la hipoteca representa un gran gasto para los propietarios de casas, y si experimentas dificultades financieras y no logras pagar, podrías poner en riesgo tu casa. Cuando compras una casa cash en Estados Unidos, no tienes que preocuparte por perder tu casa y venderla en foreclosure (siempre que realices todos los otros pagos vinculados a la casa, como los impuestos a la propiedad).

La paz mental de saber que tendrás un techo sobre tu cabeza para siempre es uno de los mejores y más importantes beneficios de comprar tu casa cash. Y si en algún momento necesitas acceso a dinero de tu casa, puedes pedir un home equity loan.

Desventajas de comprar una casa cash en Estados Unidos

Y si bien comprar una casa cash en Estados Unidos puede tener muchas ventajas, también existen algunas desventajas al usar esta estrategia de pagos. A continuación, vamos a verlas en detalle.

Se pierden las deducciones fiscales por hipoteca

Si eres de las personas que toman las deducciones individuales, podrías perderte la deducción por intereses de hipoteca, la cual te permite deducir los intereses que hayas pagado sobre los primeros $750,000 de tu hipoteca, reduciendo tus ingresos tributables. Al no tener hipoteca, esta opción no estaría disponible.

El dinero está atado a la casa

Al comprar una casa en Estados Unidos con efectivo, estás dejando una gran porción de tu dinero en un activo ilíquido, lo que significa que no podrías disponer de ese dinero fácil o rápidamente. Por ejemplo, si te encuentras en problemas financieros y necesitas dinero, es más fácil tomar dinero de tu cuenta de ahorros que vender la casa, mostrarla a potenciales compradores, negociar el contrato, cerrar el trato y cobrar lo que te corresponde de la venta.

Si tienes suficiente efectivo para comprar una casa sin hipoteca, deberías considerar cuáles son tus metas y si ese dinero serviría más en otra parte. Por ejemplo, podrías percibir mejores retornos invirtiendo en la bolsa de valores de USA o impulsando tu cuenta de retiro. Otra idea que tendría más sentido es usar la hipoteca para comprar la propiedad y después utilizar un poco de ese efectivo para mejorar o renovar tu nueva casa.

Aunque poseer tu casa puede proporcionar mucha paz mental, no debería costarte tu seguridad financiera. Si tienes que usar todos tus ahorros para comprarla, podrías terminar en una posición difícil en la que no tienes un fondo de emergencia ni dinero para reparar tu nuevo hogar.

Igual aplican algunos gastos adicionales

El hecho de que no tengas que pagar hipoteca no significa que no existan otros pagos relacionados a la propiedad. Todavía podría haber impuestos a la propiedad, seguro de propietario, facturas de servicios y Homeowners Association. Por ese motivo, tienes que presupuestar cierta cantidad de dinero cada año para las reparaciones regulares y el mantenimiento de la casa.

¿Cómo comprar una casa cash en Estados Unidos?

Ahora que conoces las ventajas y desventajas de comprar una casa cash en Estados Unidos, es momento de mostrarte el proceso paso a paso. Toma en cuenta que algunas cosas pueden variar según el estado específico y el caso particular, pero en términos generales, todas las compraventas deben seguir la misma estructura.

1. Reúne el efectivo

El primer paso es asegurar que todo el efectivo se encuentre en la misma cuenta bancaria. Aunque no lo parezca, muchas personas tienden a mantener el dinero en diferentes cuentas, como acciones de empresas, money market accounts, cuentas de ahorro, entre otras. Por ese motivo, es importante que todo el dinero esté en el mismo sitio.

Es posible que quieras hablar con un profesional de impuestos o un consejero financiero antes de sacar todo tu dinero para que te puedas entender el panorama completo y todas las implicaciones fiscales de liquidar ciertos tipos de cuentas.

Una vez que sepas de dónde viene todo tu dinero, será más fácil saber tomar el próximo paso: probar de dónde vienen los fondos.

2. Busca las pruebas de los fondos en el banco

Si hiciste una oferta en efectivo y quieres ser más competitivo, es bueno que tengas una carta del banco para probar que tienes el dinero disponible. Esta carta es más segura que proporcionar los estados bancarios, ya que estos últimos contienen información sensible.

3. Busca tu casa

Este es el momento más divertido: ¡Buscar la casa que quieres comprar! Un buen agente de bienes raíces no solo te ayudará a reducir tus opciones, sino que también te ayudará a determinar si el precio que pide el vendedor es el correcto o no. Solo porque tienes cierta cantidad de efectivo para gastar, no significa que deberías utilizarlo todo de buenas a primeras.

A medida que buscas, hay algunos aspectos importantes que debes tener en mente. En primer lugar, piensa cómo podría ser tu casa en cinco años. Aunque la casa que te interesa podría ser una buena idea en este momento, ¿crees que seguirá siéndolo en cinco años? Recuerda que las casas también son una inversión a largo plazo.

También trata de fijarte en los detalles que son fáciles y económicos de cambiar, como el color de la pintura en las paredes o el paisajismo del jardín delantero. Sin embargo, no te fijes demasiado en las pequeñas cosas que no amas de la casa. En lugar de eso, enfócate en los sistemas del hogar, como el techo, las ventanas, el aire acondicionado. También enciende los electrodomésticos y verifica que funcionen.

Por último, seguramente habrás escuchado el mejor consejo de los bienes raíces: “ubicación, ubicación y ubicación”. Una vez que compras una casa, puedes cambiar casi todo, exceptuando el lugar en el que se encuentra. Si amas una casa pero no te gusta su ubicación, piensa muy bien antes de comprometerte a pagar por ella.

4. Haz una oferta

Una vez que hayas encontrado la casa que quieres, es momento de ofertar. Si haces la oferta de comprar una casa cash, serás mucho más competitivo en un mercado de vendedores. Sin embargo, es recomendable que incluyas un contrato de contingencias para protegerte durante el proceso. Esto significa que estás dispuesto a comprar la casa, pero que todavía hay algunos detalles que deben ser verificados, como una inspección y una tasación.

Cuando incluyes una “inspection contingency” o contingencia de inspección y una “appraisal contingency” o contingencia de tasación junto con tu oferta, le estás diciendo al vendedor que te gustaría comprar la casa siempre que la estructura y el precio se encuentre en orden.

5. Escoge a un agente de “settlements” o acuerdos

Las personas que contratan a un prestamista no necesitan contratar a este agente. Sin embargo, es necesario cuando pagas en efectivo. Este agente se encargará de que no haya problemas con el título de la propiedad y se asegurará de que la transacción se cierre sin mayores inconvenientes.

Dependiendo de la ubicación de la propiedad, el “settlement agent” hará un par de cosas por ti. En principio, servirá como una tercera parte que recibirá, contará y transferirá el dinero, y también facilitará la búsqueda y transferencia del título de propiedad.

En la mayoría de los estados, este agente será una compañía escrow o de títulos. En otros, estos cierres son manejados por abogados especializados en el cierre de compraventas. Habla con tu agente de bienes raíces y escoge a un agente de acuerdos que pueda completar el proceso y que se asegure de investigar el título a profundidad.

6. Asegura un cheque de caja o de gerencia para el dinero en garantía

Si ofreciste dinero en garantía como parte del acuerdo, debes solicitar un cheque de caja o de gerencia por la cantidad prometida. Recuerda que cash es una palabra, pero no significa que deberías traer el efectivo al proceso de compraventa. Después de todo, serían demasiados billetes para contar y las cantidades son tan grandes que representaría un gran peligro.

NOTA: El dinero en garantía lo mantendrá en su poder el agente de acuerdos hasta que todo el proceso finalice.

7. Realiza una inspección

Antes de comprar la casa, debes asegurarte de que no haya problemas ocultos en tu futura propiedad. Esto lo puedes resolver fácilmente a través de una inspección.

De acuerdo a los expertos, los compradores cash suelen incluir una contingencia de inspección para “propósitos informativos únicamente” en su oferta. Esto indica que si se descubre algo importante, puedes retirar tu oferta sin pedir reparaciones.

En otras palabras, al introducir este documento, le estás diciendo al vendedor que no solicitarás reparaciones sin importar lo que revele la inspección. Sin embargo, puedes reservarte el derecho a retirarte de la compraventa en caso de que la inspección revele un inconveniente importante. Si no muestra problemas, comprarás la casa como está.

8. Involúcrate en la investigación del título de propiedad

El historial de una propiedad es una parte importante del proceso de compra de una casa porque esto le asegura al comprador que no hay gravámenes o reclamos sobre la casa antes de tomar posesión. Esto debe ser manejado por el agente de acuerdos.

También deberías considerar comprar un seguro de título de propiedad, el cual te asegura los derechos de propiedad de la vivienda en caso de que haya un inconveniente no encontrado en la investigación del título.

9. Solicita un seguro de casa

Aunque estás adquiriendo una vivienda cash y no es un requisito asegurarla, comprar un seguro de casa es una decisión bastante sabia. Después de todo, estás invirtiendo el dinero que tanto te ha costado ganar en un activo que vale cientos de miles de dólares, por lo que no querrás arrepentirte en caso de que algo inesperado suceda.

Si no sabes qué nivel de aseguranza deberías obtener para tu seguro de casa, pregúntale a tu agente de seguro de auto, por ejemplo. Este puede ser un buen sitio para comenzar porque podrías unir ambas pólizas y sería más económico.

NOTA: En los links de arriba también te mostramos algunas opciones que podrías considerar.

10. Considera una tasación

Aunque realmente no es necesaria una tasación porque pagarás con cash, siempre es buena idea confirmar que la casa que estás comprando vale lo que estás pagando. De esta forma, podrás tener paz mental y asegurarte de que estás realizando una buena inversión.

Una forma de abordar este tema es pidiendo una tasación al introducir un contingency en la oferta. De esta forma, si la casa es tasada a un precio mucho menor que el precio de compra, pueden renegociar o puedes retirar tu oferta.

11. Pide un cheque de caja o de gerencia por el monto de la casa

Ahora que has inspeccionado y tasado la casa, y todo se encuentra en orden, es momento de pagar por la casa. Asegura un cheque de caja o de gerencia por el balance ofrecido menos el dinero en garantía que ya has proporcionado. En caso de que prefieras hacer una transferencia, puedes coordinar el proceso con el banco. De esta forma, tendrás mayor seguridad.

12. Averigua qué otros fondos podrías necesitar

Es importante tomar en consideración qué otros fondos podrías necesitar al momento de comprar tu casa. ¿Hay tarifas de Homeowners’ association? ¿Eres responsable de pagar los costos de cierre o lo hará el vendedor? Estos términos deben definirse antes de firmar el contrato de compraventa. También es recomendable que hables con tu agente sobre lo que le debes fuera del precio de compra para que todo pueda finalizar más rápidamente.

13. Haz un recorrido final

Justo antes de cerrar la compraventa de la casa, debes hacer un último recorrido para asegurarte de que se encuentra en las condiciones esperadas. Asegúrate de que la casa esté limpia y reluciente, que todo esté en su lugar y que los vendedores no dejaron cosas atrás al mudarse. También es importante que verifiques si los electrodomésticos siguen allí en caso de que estuviesen incluidos en el contrato. Pruébalos para verificar que están funcionando, así como las luces y las llaves de los baños.

14. Ve al cierre de la casa

Como no estás aplicando a una hipoteca, el proceso de cierre es mucho más rápido que cuando estás pidiendo dinero prestado. Según los expertos, los tratos cash pueden cerrarse entre una y tres semanas, en lugar de un mes o más.

Cuando vayas a la mesa de cierre, asegúrate de llevar tu identificación, el cheque de caja o el comprobante de wire transfer por el precio de compra de la casa, y cualquier otro documento que indique tu agente.

15. Múdate a tu nuevo hogar

Finalmente, ya puedes mudarte y disfrutar de tu nuevo hogar. Lo mejor de todo es que no tendrás que pagar el 15 o el último de cada mes porque compraste la casa en efectivo. Por esa razón, puedes disfrutar de todas las libertades que te ofrece este estilo de vida.

Sigue leyendo:

Puntuación:
Billetes de 1 dólar valiosos
Billetes de un dólar valiosos por los que se pagan fortunas

Es tiempo de meter tu mano en tu bolsillo o en tu alcancía y sacar todo lo que haya allí, Leer más

Los negocios más rentables en USA
Los 40 negocios más rentables en USA

Los negocios rentables en USA son definidos cada año por las estadísticas de negocios en Estados Unidos del Censo Americano. Leer más

¿Dónde puedo vender monedas antiguas de Estados Unidos?
¿Dónde puedo vender monedas antiguas de Estados Unidos?

¿Tienes monedas antiguas americanas y necesitas saber dónde puedes venderlas y cuál es su valor sin correr el riesgo de Leer más

Cómo abrir una cuenta de inversión en Bank of America
Cómo abrir una cuenta de inversión en Bank of America

Toda cuenta de inversión en Bank of America es gestionada por la compañía Merrill Edge, la cual se encuentra en Leer más

Redactor en Créditos en USA

¡Hola! Soy Daniel D'Amato, redactor de contenidos para CreditosenUSA.com. Tras escribir más de 300 publicaciones, me especializo en ayudar a la comunidad latina en Estados Unidos. Si tienes dudas sobre ayudas, finanzas personales, créditos y préstamos, seguros, inversiones, hipotecas, bancos o impuestos, no dudes en contactarme.


Artículos relacionados:


Artículos relacionados:

Deja un comentario