¿Qué significa Lien Sale en un carro o una propiedad?

El término gravamen («lien», en inglés) significa “carga” y su aplicación depende de la rama del derecho en la cual se emplee, bien sea civil, mercantil, fiscal, entre otras. Los Lien Sale suelen aplicarse sobre un bien o propiedad que pertenece a una persona. 

¿Qué significa Lien Sale o venta de gravamen?

Si partimos de la idea que un gravamen es un reclamo legal sobre un bien o activo. Una Lien Sale o venta de gravamen es la venta del derecho a reclamo imputado a un activo (carro, casa, etc)  para satisfacer, por ejemplo, una deuda no pagada.

Normalmente, las Lien Sale se llevan a cabo como subastas públicas. Los bienes colocados en garantías y posteriormente ejecutados (si fuere necesario) suelen ser bienes raíces, automóviles y otras propiedades personales.

Dependiendo de las leyes de un estado en particular, los contratistas, subcontratistas y proveedores pueden poner un gravamen sobre una propiedad en la que han trabajado, en espera del pago de los servicios prestados.

Cómo funciona la venta de un gravamen (Lien Sale)

La compra-venta de Tax Lien en mora se está convirtiendo en una forma de inversión cada vez más popular, y es similar a la compra de un Certificado de Depósito (CD) a largo plazo. Sin embargo, a diferencia de un CD, los gravámenes fiscales no pueden ser vendidos de nuevo a la autoridad fiscal y deben ser retenidos hasta que sean devueltos. La redención del gravamen adquirido suele ser a una tasa de rendimiento determinada dentro de un plazo específico

Información clave:

  • La Lien Sale es la venta de un derecho sobre un bien que fue impuesto con la finalidad de satisfacer una deuda no pagada.
  • Las notificaciones de Lien Sale pueden ser publicadas en línea por la agencia local de supervisión, así como en los periódicos locales.
  • Existen límites a los montos de las tasas de interés que un comprador de gravámenes puede imponer.

Lien Sale: una fuente de ingresos

El proceso de ventas de gravámenes por deudas no pagadas sobre una propiedad pueden hacer que la cantidad adeudada aumente aún más. Cuando se vende la deuda de gravamen, generalmente a través de una agencia del gobierno local, si el comprador utiliza una compañía de servicios de gravámenes se agregan más honorarios e intereses al gravamen. Esto permite al comprador ver un retorno de su inversión ya que el deudor debe pagar ahora los costos adicionales.

Aunque un deudor puede tener pendiente de pago varios tipos de deudas, incluyendo impuestos, existen excepciones que protejen sus propiedades y otros activos de ser objeto de una venta con gravamen.

Por ejemplo, los propietarios de viviendas que sufren discapacidad, las personas mayores y los veteranos pueden recibir algún tipo de exención. El personal militar en servicio activo también podría ser elegible para la exención de la venta de gravámenes en su propiedad. Cada jurisdicción tendrá sus propios criterios, proceso de solicitud y plazo de tiempo en el que se debe contactar con la agencia responsable.

Comprar una casa con un gravamen sobre ella no está exento de complicaciones.

Proceso de licitación para la venta de gravámenes

Hay límites superiores de tipos de interés que se le imponen al comprador de un gravamen. Los límites de la tasa de interés se establecen a nivel gubernamental y varían según el estado. El proceso de licitación es de tipo subasta, en la que el ganador es el mejor postor. Debido a que hay un límite en la tasa de interés máxima que un licitador ganador puede cobrar, el monto que el comprador paga por el gravamen es primordial.

Ejemplo de subasta de venta de gravámenes

Por ejemplo, si la tasa de interés máxima que se puede cobrar por un gravamen es del 12%, es importante que calcules muy bien el límite de dinero que estás dispuesto a pagar por el gravamen. Cuanto más baja sea la cantidad de dinero que finalmente pagues por el gravamen, mejor. Ya que esto es especulativo, como comprador querrás limitar el riesgo de que no te paguen a tiempo.

Dicho de una forma más simple, pagar una prima del 2% por la capacidad de cobrar hasta un 12% de interés es mucho mejor que pagar una prima del 9%.

Consideraciones especiales

Los propietarios de bienes sujetos a una venta con gravamen pueden lograr que se retire su propiedad de la venta. Para ello, deben hacer diligencias de pago y poner al día la deuda pendiente.

Existen procedimientos especiales para diferentes tipos de Lien Sale o ventas de gravámenes. Por ejemplo, la subasta de un vehículo de cierto valor puede ser muy diferente a la forma en la que se maneja la venta de gravámenes por el contenido de un local-depósito si el propietario no paga sus cuentas a la compañía de almacenamiento a tiempo.Los avisos de Lien Sale pueden ser publicados en línea por la agencia local de supervisión, así como en los periódicos locales.

Sigue leyendo:

¡Comparte nuestro artículo!


Artículos relacionados:

Deja un comentario

Do NOT follow this link or you will be banned from the site!