¿Qué es el payroll tax?

Un impuesto sobre la nómina o payroll tax en inglés, es un impuesto retenido del salario de un empleado por un empleador que lo remite al gobierno en su nombre.

El impuesto se basa en los salarios, sueldos y propinas pagados a los empleados. Los impuestos sobre la nómina se deducen directamente de los ingresos del empleado y el empleador los paga directamente al Servicio de Impuestos Internos (IRS).

En Estados Unidos, los payroll tax se dividen en tres categorías principales: Ingresos federales, Medicare y Seguridad Social. El gobierno también recauda dinero para los programas federales de desempleo.

Información clave:

  • Los empleadores retienen el monto del payroll tax del salario de cada empleado y lo pagan al gobierno.
  • Los trabajadores autónomos pagan al gobierno los impuestos de autoempleo, que tienen una función similar.
  • Los payroll tax se utilizan para programas específicos; los impuestos sobre la renta van al fondo general del gobierno. Por ejemplo, los impuestos de la Seguridad Social y de Medicare van a fondos fiduciarios específicos.

Entendiendo el Payroll Tax

Los payroll tax son recaudados por las autoridades federales y algunos gobiernos estatales en muchos países, incluidos los Estados Unidos.

Estas deducciones de impuestos sobre la nómina normalmente se detallan en el recibo de pago de un empleado. Se suele indicar cuánto se retiene en concepto de impuestos federales, estatales y municipales, así como los que se recaudan para los pagos de Medicare y el Seguro Social.

Los gobiernos utilizan los ingresos de los impuestos sobre la nómina para financiar programas específicos como el Seguro Social, la atención médica, la compensación por desempleo y la compensación de los trabajadores. A veces, los gobiernos locales recaudan un pequeño impuesto sobre la nómina para mantener y mejorar la infraestructura y los programas locales, incluidos los de primeros auxilios, mantenimiento de carreteras y parques y recreación.

Por lo general, el empleador tiene la responsabilidad de financiar el seguro de desempleo. La tasa de seguro de desempleo que el empleador pagará varía según la industria, el estado y las tasas federales. Sin embargo, también hay algunos estados que requieren que el empleado contribuya al seguro de desempleo y discapacidad.

Los impuestos federales sobre la nómina cubren las contribuciones al Seguro Social y al Medicare, que constituyen el impuesto de la Ley Federal de Contribuciones al Seguro (FICA o Federal Insurance Contributions Act).

Un empleado paga el 7,65%. Esta tasa se divide entre una deducción del 6,2% para la Seguridad Social sobre un salario máximo de 137,700 dólares, mientras que el otro 1,45% va a Medicare. No hay límite de salario en Medicare, pero cualquiera que gane más de 200,000 dólares o 250,000 dólares (en el caso de parejas casadas que presentan una declaración conjunta) debe pagar otro 0,9% para Medicare.

La premisa básica de la Seguridad Social y el Medicare es que se realizan aportes mientras se trabaja. Puedes calificar para utilizar estos fondos después de tu jubilación o si cumples con ciertas condiciones médicas.

Los empleados pagan el 6,2% a la Seguridad Social por los primeros 132,000 dólares ganados, y otro 1,45% a Medicare por todos los salarios.

Consideraciones especiales

Las personas que trabajan por cuenta propia, incluidos los contratistas, los escritores independientes, los músicos y los propietarios de pequeñas empresas, también deben remitir los impuestos sobre la nómina. Estos se conocen como impuestos de autoempleo y funcionan igual que los payroll tax.

A diferencia de la mayoría de los individuos asalariados, las personas que trabajan por cuenta propia no tienen empleadores que remitan los impuestos sobre la nómina en su nombre. Esto significa que deben cubrir tanto la parte del impuesto del empleador como la del empleado por su cuenta.

La tasa del impuesto de autoempleo es del 15,3% y es similar a la de los empleados a los que se les deducen los impuestos de la nómina de sus salarios. Esta tasa tiene dos partes, incluyendo una contribución del 12,4% que se destina a la Seguridad Social: seguro de vejez, supervivencia e invalidez, y un 2,9% para Medicare. Otro 0,9% de sobretasa para Medicare se aplica a los ingresos de autoempleo que superen los 200.000 dólares.

Impuesto sobre la Nómina de la Seguridad Social

Los fondos pagados a los impuestos de la Seguridad Social van a dos fondos fiduciarios: Fondo Fiduciario del Seguro de Vejez y Supervivientes (OASI u Old-Age and Survivors Insurance Trust Fund), que paga las prestaciones de jubilación y de supervivencia, y el Fondo Fiduciario del Seguro de Discapacidad, para las prestaciones de discapacidad. El Secretario del Tesoro, el Secretario de Trabajo, el Secretario de Salud y Servicios Humanos, el Comisionado de Seguridad Social y dos fideicomisarios públicos administran estos fondos fiduciarios.

El presidente Franklin D. Roosevelt firmó la Ley de Seguridad Social el 14 de agosto de 1935 para proporcionar una red de seguridad para los discapacitados y los jubilados. Pero esa exención fue eliminada y reemplazada con un tope por el Congreso y ha continuado aumentando en la misma proporción que los salarios.

Impuesto sobre la Nómina de Medicare

Como ya se ha dicho, los impuestos sobre la nómina también van a parar a Medicare. Estas deducciones de la nómina van a dos fondos fiduciarios separados: el Fondo Fiduciario de Seguro Hospitalario y el Fondo Fiduciario de Seguro Médico Suplementario.

El Fondo Fiduciario de Seguro Hospitalario paga la Parte A de Medicare y los gastos de administración asociados. La Parte A ayuda a cubrir la atención hospitalaria, la atención de enfermería especializada en pacientes internos y, en algunos casos, la atención domiciliaria.

El Fondo Fiduciario de Seguro Médico Suplementario ayuda a pagar las Partes B y D de Medicare y otros gastos de administración del programa de Medicare. La Parte B cubre las pruebas y exámenes de laboratorio, la atención a pacientes externos, las radiografías, el servicio de ambulancia y muchos otros artículos. La Parte D ayuda con los medicamentos de venta con receta.

Las personas inscritas en Medicare también pueden tener que pagar una parte de sus honorarios médicos en el momento de su utilización, así como honorarios basados en los ingresos a Medicare.

Payroll Tax vs. Impuestos sobre la renta

Los impuestos sobre la nómina (Payroll Taxes), que se usan para financiar programas específicos, son distintos de los impuestos sobre la renta. Los individuos son gravados tanto a nivel federal como estatal. En algunos casos, los municipios también pueden imponer impuestos locales.

Los impuestos sobre la renta van al fondo general del gobierno en el Tesoro de los Estados Unidos. Aunque todos pagan un impuesto fijo sobre la nómina, los impuestos sobre la renta son progresivos, lo que significa que las tasas varían en función de los ingresos de cada individuo. El impuesto estatal sobre la renta, si es aplicable, va al tesoro del estado.

Sigue leyendo:

¡Comparte nuestro artículo!


Artículos relacionados:

Deja un comentario

Do NOT follow this link or you will be banned from the site!