Los mejores préstamos personales en Estados Unidos

Los préstamos personales en Estados Unidos son una herramienta muy común a la hora de consolidar deuda con las tarjetas de crédito o realizar un gran gasto extra sin pagar tantos intereses. Normalmente se conceden por un corto período de tiempo en cantidades que oscilan entre los 1.000 y los 100.000 dólares, y si tu puntaje de crédito es bueno, pueden darte el dinero en uno o dos días. La cantidad de dinero que puedas pedir prestado depende de tu puntaje de crédito y otras cuestiones más, pero sin duda que tener buen crédito es fundamental para conseguir préstamos personales en Estados Unidos. Sin embargo, debes saber que también existen préstamos personales sin verificación de crédito.

La mayoría de los préstamos personales en Estados Unidos no están garantizados, lo que significa que no tienes que poner una garantía para calificar. Asimismo, las tasas de interés y los pagos mensuales son casi siempre fijos lo que simplifica mucho el cálculo a la hora de definir tu presupuesto mensual.

Este artículo te ayudará a escoger préstamos personales en Estados Unidos. Y también, te mostraremos qué tipos de préstamos personales existen y si realmente te conviene pedir uno.

¿Cuándo son útiles los préstamos personales?

Antes de sacar cualquiera de los préstamos personales en Estados Unidos, debes asegurarte de que entiendes cómo éste podría beneficiarte o perjudicarte. Considera tomar alguno de los préstamos personales en Estados Unidos si estás en alguna de estas situaciones:

Quieres pedir dinero prestado con una tasa de interés fija y un pago mensual fijo

Uno de los mayores beneficios de los préstamos personales es el hecho de que ofrecen un programa de pagos fijos y una tasa de interés fija. De esta manera, nunca te sorprenderás con una factura más grande de lo normal.

Si necesitas pedir dinero prestado pero no quieres sorpresas, un préstamo personal puede ser exactamente lo que necesitas.

Necesitas dinero para un propósito específico y poder devolverlo con el tiempo

Aunque puedes utilizar los fondos de un préstamo personal para cubrir cualquier gasto que desees, estos préstamos son mejores cuando quieres realizar un gran gasto específico y necesitas tiempo para pagarlo. Esto podría incluir facturas médicas, un nuevo motor para tu coche o un techo que no tenías ni idea de que tendrías que reemplazar este año.

Con un préstamo personal, puedes pedir prestada una cantidad fija de dinero y luego devolverla en varios años. La mayoría de los préstamos personales se ofrecen en cantidades de hasta 35.000 dólares, y la tasa de interés podría ser tan baja como el 3%, dependiendo de tu solvencia.

Has utilizado una calculadora de préstamos personales para calcular tu cuota mensual, y estás seguro de que puedes pagarla

Sólo porque califiques para un préstamo personal, no significa que puedas pagarlo. Antes de tomar un préstamo personal, debes utilizar una calculadora de préstamos para averiguar tu futuro pago mensual basado en la cantidad que deseas pedir prestado y la tasa de interés para la que puedes calificar.

A partir de ahí, puedes echar un vistazo a tu presupuesto y a tus gastos para ver si el pago del préstamo limita mucho tu economía. Si es así, probablemente deberías posponer la obtención de un préstamo personal, al menos por ahora.

Tienes buen crédito, por lo que puedes calificar para un préstamo con tasa de interés y condiciones convenientes

Si bien es posible calificar para un préstamo personal en Estados Unidos aún si tienes un crédito pobre o un perfil de crédito delgado, pagarás una tasa de interés mucho más alta por el privilegio de pedir un préstamo. ¿Cuánto? Algunos préstamos personales para personas con mal crédito vienen con un APR (annual percentage rate) de más del 35%.

Si tienes mal crédito, tal vez quieras posponer tu préstamo personal hasta que puedas tomar medidas para mejorar tu puntaje crediticio. Puedes empezar por pagar las deudas y los saldos de las tarjetas de crédito porque eso tendrá un marcado efecto en tu crédito, ya que su utilización constituye el 30% de tu puntuación FICO.

Si lo que necesitas es dinero para pagar deudas y así mejorar su puntaje crediticio, puedes considerar una tarjeta de crédito asegurada o un préstamo de construcción de crédito.

Quieres consolidar una deuda de alto interés en un nuevo préstamo a una tasa más baja

Una de las mejores razones para sacar un préstamo personal en Estados Unidos es para consolidar una deuda. Por supuesto, esto es cierto si tu crédito es lo suficientemente bueno como para calificar para un préstamo personal con una baja tasa de interés anual (APR).

Si consolidas una deuda de alto interés en un nuevo préstamo personal con una tasa de interés fija más baja, comenzarás a ahorrar dinero de inmediato. Pasar de varios pagos a sólo uno cada mes también puede simplificar sus finanzas y hacer que el pago de la deuda sea mucho más fácil de soportar.

Cuándo deberías evitar los préstamos personales

Aunque cualquiera de las razones anteriores son buenas si se quiere sacar un préstamo personal, también existen otras igual de convincentes para no sacarlo. Hay escenarios en los que un producto financiero diferente sería más beneficioso.

Algunas de las razones por las que un préstamo personal puede no ser para ti incluyen:

Si estás luchando para mantenerte al día con tus deudas y necesitas más dinero para mantenerte a flote

Cuando te cueste un esfuerzo muy grande realizar los pagos de las tarjetas de crédito, los préstamos estudiantiles u otras cuentas, pedir prestado más dinero no será una buena idea. De hecho, esto podría llevarte a una espiral de deudas difícil de detener. Después de todo, añadir un pago mensual más a tu vida es probablemente una mala idea cuando no puedes mantenerte al día con los pagos que ya tienes.

Si puede recortar sus gastos de alguna manera, es posible que pueda mejorar su situación financiera sin tener que pedir más dinero prestado.

Necesitas dinero para financiar la matrícula universitaria

Aunque no hay nada malo en pedir dinero prestado para la universidad, los préstamos personales en Estados Unidos rara vez son la mejor opción. La mayoría de los prestatarios estarían mucho mejor si sacaran préstamos estudiantiles federales para pagar la universidad, ya que ofrecen tasas de interés fijas más bajas y protecciones federales como el aplazamiento y la indulgencia.

Los préstamos estudiantiles federales también califican para planes de pago basados en tu sueldo y, en algunos casos, la eventual condonación de sus préstamos después de 20 a 25 años.

Quieres derrochar para unas vacaciones o para comprar muebles nuevos

Unas vacaciones en Hawaii puede parecer algo de lo que uno nunca se arrepentirá. Sin embargo, pagar ese viaje durante los próximos años seguramente sea algo para arrepentirse.

No hay nada malo en derrochar, pero si quieres darte un gusto deberías intentar ahorrar el dinero para pagar en efectivo. Comprar algo que realmente quieres es mucho más divertido cuando pagas con el dinero que ya tienes.

Quieres refinanciar una pequeña cantidad de deuda

Ya hemos mencionado cómo un préstamo personal puede ser usado para consolidar deudas de alto interés. Sin embargo, esto es cierto sólo cuando tienes muchas deudas que refinanciar y necesitas varios años para pagarlas.

Si sólo debes una pequeña cantidad de deuda que podrías pagar en unos pocos años o menos, tal vez sea mejor utilizar una tarjeta de transferencia de saldos. Las tarjetas de transferencia de saldos ofrecen un 0% de APR por hasta 21 meses. Algunas incluso no tienen cargos por transferencia de saldos, lo que puede ayudarte a pagar tus deudas sin ningún costo adicional.

Quieres remodelar tu casa

Si quieres remodelar tu casa, un préstamo personal puede funcionar perfectamente. Aún así, también debes considerar un préstamo sobre el valor de la vivienda. Estos préstamos funcionan de manera similar a los préstamos personales en el sentido de que ofrecen una tasa de interés fija y un pago mensual fijo durante un período de tiempo específico. La diferencia es que los préstamos sobre el valor líquido de la vivienda están asegurados, lo que significa que tu casa actúa como garantía y así es menos arriesgado para el prestamista. Debido a esto, suelen ofrecer tasas de interés más bajas que las de los préstamos personales comunes.

Otra opción es una HELOC (Home equity line of credit), o línea de crédito sobre el valor líquido de la vivienda (explicado más adelante). Estos préstamos funcionan como una línea de crédito contra la que puedes pedir un préstamo, y suelen tener tasas variables. Las tasas de estos préstamos tienden a ser más bajas ya que estás usando tu casa como garantía.

Quieres invertir en tu empresa

Mucha gente comete el error de sacar un préstamo personal para financiar sus empresas o emprendimientos. Esto sucede porque es mucho más simple sacar un préstamo personal que un préstamo para pequeñas empresas. Los préstamos comerciales tienen requisitos un poco más complejos pero eso no debe detenerte y, si realmente necesitas un crédito para tu empresa, ten en cuenta que los préstamos personales no son la mejor alternativa porque están muy atados a tu persona.

Tipos de préstamos personales en Estados Unidos

Antes de pedir un préstamo personal, debes saber que hay dos tipos principales: con y sin garantía.

En un préstamo sin garantía, puedes pedir dinero prestado sin poner ninguna garantía. Un préstamo personal garantizado, por otro lado, está respaldado por un activo que el prestamista puede embargar si no devuelves el dinero que recibiste. Las cosas a poner como garantía son típicamente un coche o una casa.

Si realmente necesitas pedir dinero prestado, es fundamental que comprendas cómo se diferencian estos tipos de préstamos personales en Estados Unidos para elegir el mejor préstamo para tus necesidades. Siga leyendo para saber cómo funciona cada tipo de préstamo y cuál podría ser el mejor para tu situación.

Préstamos personales en Estados Unidos sin garantía

Debido a que los préstamos sin garantía no requieren ofrecer un bien que pueda ser recuperado en caso de incumplimiento, los prestamistas dependen de otra cosa para protegerse de los prestatarios morosos: tu puntuación de crédito. Por lo tanto, los préstamos personales sin verificación de crédito no entran en esta categoría.

Si dejas de hacer los pagos de tu préstamo no garantizado, tu prestamista puede poner marcas negativas en tu informe de crédito y buscar el pago a través de una agencia de cobranzas. Si aún así te rehúsas a pagar, tu prestamista puede incluso llevarte a la corte y demandarte por el saldo restante más intereses y cargos.

Beneficios de un préstamo no garantizado:

  • No tienes que poner una garantía para calificar.
  • Los préstamos personales sin garantía están disponibles a través de prestamistas en línea, de bancos y cooperativas de crédito tradicionales.

Desventajas de los préstamos sin garantía:

  • Los prestamistas tienden a cobrar tasas de interés y cargos más altos para compensar el mayor riesgo.
  • Por lo general, se necesita al menos un crédito decente o mejor para calificar para un préstamo no garantizado.

Préstamos personales en Estados Unidos con garantía

Ya mencionamos que los préstamos personales garantizados requieren que el prestatario le de al prestamista alguna garantía. La misma, dependerá del tipo de préstamo. Si bien los préstamos garantizados pueden variar, la mayoría de los prestamistas requieren una garantía como tu casa, tu automóvil o tus ahorros (por ejemplo, un certificado de depósito o una cuenta de ahorros). Existen entidades financieras que estarán dispuestas a darte préstamos personales sin verificación de crédito pero con seguridad tendrás que presentar una garantía.

Algunos préstamos garantizados tienen lugar después de la compra. Por ejemplo, si tu casa vale mucho más de lo que debes, puedes obtener una línea de crédito sobre el capital acumulado en la vivienda (HELOC) y utilizar el capital acumulado en la vivienda como garantía. Del mismo modo, si tienes algo de valor acumulado en tu automóvil, puedes solicitar un préstamo sobre el título del automóvil o un préstamo sobre el valor acumulado del automóvil y utilizar tu automóvil como garantía. En ambos casos, el prestamista retendría el título de tu auto hasta que el préstamo sea pagado.

No importa qué tipo de préstamo garantizado elijas, el prestamista puede embargar el bien que pones como garantía si dejas de pagar el préstamo. En el caso de un préstamo garantizado en el que tu coche es la garantía, el prestamista puede enviar a alguien para recuperar su vehículo. En el caso de un préstamo hipotecario garantizado, pueden proceder contra usted en el tribunal y comenzar el proceso de ejecución hipotecaria.

Beneficios de un préstamo personal garantizado:

  • Tasas de interés (APR) más bajas
  • Es más fácil calificar para estos préstamos aún si tu verificación de crédito no da un resultado tan bueno

Desventajas de los préstamos garantizados:

  • Existe el riesgo de que embarguen tus posesiones por falta de pago de la cuota del préstamo
  • Tienes que renunciar al título de tu activo hasta que tu préstamo sea pagado

¿Necesitas un buen crédito para obtener un préstamo personal en Estados Unidos?

Si quieres las mejores tasas de interés, entonces sí, necesitas un buen puntaje de crédito. Sin embargo, también existe la posibilidad de sacar préstamos personales sin verificación de crédito pero seguramente termines pagando tasas de interés más altas para disminuir el riesgo del prestamista. En ese caso, sólo pide uno de estos préstamos si estás seguro de que puedes devolver el dinero rápidamente. Si prefieres no negociar con una empresa que ofrece préstamos personales a personas con mal crédito, entonces intenta ir directamente a tu banco o a una cooperativa de crédito para obtener un préstamo personal.

Cuando trates de sacar un préstamo con mal crédito, ten en cuenta este consejo: Si suena demasiado bueno para ser verdad, probablemente lo sea. Por ejemplo, una empresa dispuesta a entregar una gran cantidad de dinero sin siquiera comprobar tu puntuación de crédito es probablemente un prestamista de día de pago. Podrías encontrarte con una tasa de interés de tres dígitos que te deja en una trampa de deuda de la que no puedes escapar. Tomar un préstamo personal con una alta tasa de interés anula el beneficio de tener el préstamo en primer lugar.

Si estás a pocos puntos de obtener un puntaje crediticio ideal para conseguir tasas de interés más bajas, recomendamos que hagas lo posible para aumentar tu puntaje al siguiente nivel antes de obtener un préstamo, aunque en algunas situaciones, esperar podría no ser una opción.

4 consejos para encontrar el mejor préstamo

Compara varias ofertas

Nunca firmes con el primer prestamista que te encuentras. Cada uno de ellos tendrá una fórmula ligeramente diferente al considerar tu solicitud, lo que significa que su tasa de interés variará de un prestamista a otro.

Ten cuidado con las tasas

Asegúrate de conocer todos los cargos asociados con tu préstamo personal aparte de los intereses que pagarás. Uno de los cargos más comunes es el costo de iniciación, que puede variar entre el 1% y el 8% del total de tu préstamo.

Elige el término de préstamo correcto

Pregunta cuán flexible es tu prestamista en cuanto a los términos del préstamo. Algunos préstamos personales en línea sólo te permiten elegir entre plazos de tres y cinco años. El plazo es importante porque afecta la cantidad que pagas en última instancia durante la vida del préstamo. Un plazo más largo puede ayudar a mantener tus pagos mensuales más bajos y más manejables, pero significa que al final pagarás más. Por otro lado, un plazo más corto significará pagos más altos, pero en general pagará menos en intereses.

Ten cuidado con las estafas de los préstamos personales

Los préstamos personales en Estados Unidos tienen una gran popularidad y es por eso que la oferta de prestamistas en el mercado es bastante grande. Pero no te confíes porque existen algunos inescrupulosos que buscan estafar a los prestatarios potenciales. A continuación te ofrecemos algunos consejos que te ayudarán a evitar las estafas y a asegurarte de que estás tratando con una empresa legítima:

  • No pagues por adelantado los honorarios. 
  • No pagues para solicitar el préstamo. Tú deberías controlar la situación. 
  • Lleva tu negocio a otro lugar si un prestamista te amenaza de alguna manera, trata de disuadirte de considerar las ofertas de la competencia o trata de que pidas prestado más de lo que quieres.
  • Ten cuidado con las estafas en internet. Si vas a recurrir a una entidad de préstamos personales en línea, verifica que tenga oficinas y que puedas comunicarte con alguien así te aseguras de que la entidad financiera realmente existe.
¡Comparte nuestro artículo!


Artículos relacionados:

Deja un comentario

¡NO sigas este enlace o serás bloqueado en este sitio!