¿Cómo puedo comprar una casa si no tengo seguro social?

Una de las grandes preguntas que se hacen los inmigrantes al llegar a Estados Unidos es «¿Cómo puedo comprar una casa si no tengo seguro social?». Es que el seguro social es de vital importancia a la hora de pagar impuestos o solicitar una hipoteca, entre muchas otras operaciones financieras.

Dicho lo anterior, en lugar de utilizar un número social (SSN o Social Security Number), tienes la opción de un ITIN (Individual Taxpayer Identification Number), es decir, un Número de Identificación del Contribuyente Individual. El cual, es asignado por el Servicio de Rentas Internas de los Estados Unidos (IRS o Internal Revenue Service) para que presentes los impuestos. 

Obtén mayor información sobre un ITIN en el dominio web IRS.gov.

En caso de que tengas un ITIN y reúnas los requisitos necesarios que te mostraremos a continuación, podrías tener la posibilidad de adquirir un préstamo hipotecario sin un SSN.

¿Cómo construyo un historial crediticio para comprar una casa si no tengo seguro social?

Lo más importante para acceder a los préstamos es contar con un historial de crédito, ya que con ello, puedes mostrar a los potenciales acreedores o prestamistas cómo manejas tus finanzas.

Recuerda que crédito tiene un origen etiológico en “tener confianza”; debes demostrar a las instituciones de crédito que eres “digno de confianza”.  

Y si no tienes un número de seguro social, lo anterior podría parecer imposible, sin embargo, hay formas de lograrlo.

Normalmente, aquellas personas que llegan como inmigrantes cuentan con un ITIN, lo que les permite obtener una tarjeta de crédito asegurada.

Cabe mencionar que la tarjeta de crédito garantizada, como también se le llama, posee un depósito de seguridad. Dicho depósito es igual a tu línea de crédito.

Por ejemplo, si colocas US$ 500, tendrás efectivamente una línea de crédito de US$ 500. En caso de que no cumplas con la deuda, la compañía de la tarjeta de crédito usará el dinero del depósito para pagar tu factura. ¡Evítalo ya que sería fatal para tus objetivos financieros! 

Por otra parte, ya teniendo un historial con una tarjeta de crédito asegurada por 6 a 12 meses, puedes solicitar una o dos tarjetas de seguridad, lo cual, se te asigna una línea de crédito que puedes gastar.

Es importante mantener los pagos mensuales mínimos requeridos. No obstante, es mejor si pagas más del mínimo, incluso si pagas totalmente el saldo adeudado mes a mes.

El objetivo de todo ello, es utilizar de manera regular la tarjeta de crédito ya que te ayudarán a acumular un puntaje de crédito y construir tu informe.

En el sitio web NationWideMortgageAndRealty.net ofrecen un programa de hipoteca ITIN que puedes consultar en detalle.

¿Qué otras alternativas  de crédito hay para comprar una casa si no tengo seguro social?

Existen otras opciones además de las tarjetas de crédito garantizadas y no garantizadas, por ejemplo, puedes mostrar un historial de crédito alternativo. Nos referimos a cualquier factura que pagues regularmente y que no informe a las agencias de crédito, ellas pueden contar como  un crédito alternativo.

Cabe mencionar que las opciones de crédito alternativo más comunes son el alquiler, la matrícula escolar o universitaria y los pagos de seguros.

Si pagas los servicios o cualquier otra factura regularmente cada mes siendo puntual, también pueden contar.

Dicho lo anterior, para que un prestamista pueda establecer o elaborar un historial crediticio en base a estas cuentas, necesitarás las pruebas de tus pagos puntuales.

En caso de ser así, puedes mostrar a los prestamistas tus cheques cancelados por los pagos realizados al mes, de igual manera, puedes dar tus estados de cuenta bancarios para que verifiquen los retiros de dichos pagos.

Adicionalmente, es favorable tener las pruebas del proveedor de que pagas a tiempo tus cuentas.

El proveedor puede completar un formulario de verificación de renta. También puedes presentar un carta explicativa por parte de la compañía de servicios públicos o escuela, indicando si pagas o no las cuentas a tiempo. En algunos países latinos lo suelen llamar “referencias comerciales”. 

En general, un historial de crédito de 12 a 24 meses es suficiente.

¿Puedo hacer un gran pago inicial y así adquirir una casa si no tengo seguro social?

En tal caso, los prestamistas quieren ver que tienes tu propio dinero invertido en la casa, aunque no podrás obtener los programas de pago inicial del 3 por ciento al que acceden aquellas personas con un número de seguro social.

Normalmente, requerirás un 20 por ciento de pago inicial, sin embargo, un pago inicial aún mayor, aumentará tus posibilidades de aprobación de un crédito hipotecario sin SSN.

Por otra parte, los prestamistas necesitarán comprobantes para evidenciar cuál es el origen de tus fondos para el pago inicial. Lo que significa que tendrás que mostrar al menos los seis últimos meses de los extractos de cuenta bancarios.

Sin embargo, hay ocasiones que los prestamistas exigen hasta 12 meses de estados de cuenta bancarios para asegurarse de que el dinero que utilizas para el pago inicial no es un préstamo y sea propio.

¿Debo tener una reserva de dinero para comprar una casa si no tengo seguro social?

La mayoría de los prestamistas prefieren que dispongas de alguna reserva de dinero en tus cuentas bancarias. 

Lo anterior con la finalidad de cubrir el costo de la hipoteca, además también sirve de fondo de emergencia en caso de que tus ingresos por alguna razón se detengan y no puedas continuar pagando la hipoteca.

Por otra parte, debes saber que los prestamistas miden tus reservas en función de la cantidad de pagos hipotecarios cubiertos.

Por ejemplo, si la hipoteca es de US$ 2,000  y tienes US$ 20,000  en ahorro, quiere decir que tienes 10 meses de reserva.

En otras palabras, cuantos más pagos hipotecarios puedas cubrir con tus reservas, mayores serán tus posibilidades de obtener la aprobación de la hipoteca sin tener un social security number.

¿Debo tener un historial de empleo registrado con la finalidad de comprar una casa si no tengo seguro social?

Por último, todo prestamista quiere saber si tienes un empleo estable y decente. Ya que es un indicio que brinda mayor seguridad sobre los futuros pagos de la hipoteca. 

Sin un empleo estable, pueden considerarte como un sujeto de alto riesgo de incumplimiento en relación al pago de la hipoteca. Si eres inmigrante y tienes un empleo estable, tendrás un motivo sólido para quedarte en los Estados Unidos.

Recuerda que teniendo un empleo estable les das a demostrar a los prestamistas que eres capaz de cancelar cada cuota de pago hipotecario.

Por lo general, una relación laboral de por lo menos 2 años con el mismo empleador es indicio para la aprobación de tu préstamo hipotecario.

Sin embargo, además de tu historial, debes demostrar que tienes un futuro con el empleador, es decir, también se te exigirá reconocer que tienes un futuro estable con dicho empleador a largo plazo, como un contrato por varios años. Si el contrato que termina pronto, no es una prueba de empleo estable.

De seguro piensas ¿Cómo puedo comprar una casa si no tengo seguro social? ¿Es tan difícil?, no es así, tranquilo, si tienes todos los requisitos puedes calificar sin ningún problema. 

Busca un prestamista poco complicado que acepte tu ITIN y te otorgue buenas tasas y términos sobre el préstamo.

Sigue leyendo:

¡Comparte nuestro artículo!


Artículos relacionados:

Deja un comentario

Do NOT follow this link or you will be banned from the site!